Sereno, el caballo que lloró y se despidió ante el ataúd de su jinete muerto
Sereno y Wagner Figueiredo de Lima eran muy unidos, inseparables. Él era chacarero en el municipio de Cajazeiras, así que juntos se dedicaban a controlar el ganado. Compartieron ocho años uno al lado del otro. El jinete murió el 1º de enero, tras sufrir un accidente mientras manejaba su moto. Al organizar el funeral, su hermano, Wando de Lima, sabía que Sereno tenía que estar presente para despedir a su amigo.
"Ese caballo era todo para Wagner", contó Wando, que es quien lo va a cuidar a partir de ahora. "Va a ser siempre parte de la familia", dijo.
Embed
El funeral se realizó el martes 3. Cuando estaban subiendo el ataúd al vehículo que lo iba a llevar hasta el cementerio, Sereno se acercó y lo acarició con su cabeza. Luego empezó a hacer un relincho muy agudo. Parecía un sollozo. "Era como si el caballo supiera lo que estaba ocurriendo y quería despedirse. Durante todo el trayecto relinchaba", dijo Wando.
CABALLO1.jpg
Wagner Figueiredo de Lima junto a Sereno, su fiel caballo.
Wagner Figueiredo de Lima junto a Sereno, su fiel caballo.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...