En una entrevista con El Tribuno, el economista salteño Eduardo Antonelli habló sobre las implicancias implicancias que traería un default por la falta de acuerdo con los fondos buitre. Además habló de los problemas que ocasionará a Salta y criticó duramente a Axel Kicillof, ministro de Economía.
"El no acuerdo con los fondos buitre trae aparejado, por lo que uno se imagina en principio, un agravamiento de la situación en Argentina. Al ser un fenómeno nacional, va a afectar a todas las regiones del país en función del peso de cada región, por lo que se va a notar más en las regiones de mayor desarrollo. Al estar Salta en la periferia de la Argentina, al ser más modesta, se va a notar menos, pero igual se apreciará la caída de ventas, la pérdida y caída de empleos".
Antonelli vaticinó que "va a haber más problemas en cuanto a lo económico en el país, por las repercusiones del no acuerdo, por el inminente default, por la incertidumbre de si el gobierno nacional va a seguir pagando la deuda reprogramada o no, si los holdouts van a reclamar el pago que ellos pretenden amparados en la clausula RUFO (RUFO es la sigla de Rights Upon Future Offers)".
"El no arreglo va a empeorar las cosas, no pagar la deuda o la condición confusa de si se seguirá pagando va a generar un corte absoluto de inversiones en el país por miedo, va a provocar un recorte absoluto de exportaciones, lo que va a traer un clima desfavorable en las negociaciones, se caerán las inversiones domésticas y las internacionales, habrá un gran impacto sobre el empleo", siguió el economista.
Antonelli también aclaró que "lo mejor hubiera sido arreglar con los holdouts, más allá de la forma". El economista criticó también la actuación del ministro de Economía, Axel Kicillof, por la decisión desacertada en las negociaciones. "Al igual que Adolfo Rodríguez Saá en 2001, declarar el default es un gravísimo error, al igual que la renegociación posterior, lo ideal hubiera sido buscar la forma, establecer el compromiso de pago, no ofrecer a los fondos buitre lo que ya habían rechazado, decisión que parece poco seria. Esto se veía venir, es la crónica de una muerte anunciada, y se debe quizás a la mentalidad y concepción insólita de la economía que tiene el ministro de Economía. que es un "duro" igual que Cristina Fernández de Kirchner".
"El ministro Kicillof tiene una ideología híbrida, mezcla de marxismo con populismo, contraria a la economía de mercado. Ellos (Cristina y Kicillof) piensan que el mundo está en contra de Argentina y nos castiga con lo que nos pasa, cosa que no es así, ya que el no acuerdo con los fondos buitre es resultado de nuestra propia torpeza", aseguró.
¿Qué efecto tendrá en la econo...

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...