El faltante de combustibles que sufre Jujuy, reflejado desde hace varias semanas en las largas filas de vehículos que se forman en los surtidores de esta capital y el interior, es un tema que alarma a los consumidores y que amenaza con poner en riesgo servicios básicos como el transporte público o la recolección de residuos, sólo por nombrar algunos de ellos. La problemática desembarcó ahora en el Juzgado Federal 1, donde legisladores nacionales de la UCR, junto al jefe del bloque de diputados provinciales y al presidente del Comité Provincia, presentaron un recurso de amparo contra el Ministerio de Planificación y la Secretaría de Energía de la Nación.
La presentación judicial fue efectuada por el senador Gerardo Morales; los diputados nacionales, Mario Fiad y Miguel Angel Giubergia; el presidente de la bancada de legisladores provinciales, Alberto Bernis; y el titular del partido centenario, Raúl García Goyena. El escrito ingresó a la sede judicial, a cargo del juez Mariano Wenceslao Cardozo, cerca del mediodía, tras una ronda de prensa brindada en las afueras del edificio ubicado en Belgrano 1252, en donde los impulsores de la acción de amparo cargaron sus tintas contra el Estado nacional y provincial.
Este amparo fue el corolario de las diferentes intimaciones realizadas por el radicalismo en sede administrativa de la Secretaría de Energía y ante el Gobierno provincial, según explicó Morales a los diferentes medios de comunicación que aguardaban su presencia y la de los miembros de la comitiva que lo acompañó. “Esta es una responsabilidad no sólo del Gobierno nacional, sino también del Estado provincial, por lo que está pasando en Jujuy”, apuntó.

Luego, refirió que el problema central de la falta de combustibles en el país es la ausencia de una política energética que genere un marco de inversiones para que se amplíen las reservas de hidrocarburos y de gas. “Las petroleras están limpiando el combustible y el gas, provocando una reducción considerable en las reservas durante los últimos diez años”, aseguró, al tiempo de reiterar que es un problema imputable a “la falta de políticas públicas”.

Más adelante, al describir la situación actual, dijo que otro problema es la negativa del gobierno central a introducir cambios en las políticas de subsidios. “Hasta aquí, a las empresas de transporte se las ha obligado a realizar inversiones para tener cisternas y así recibir el combustible subsidiado. Las compañías tenían almacenamiento y provisión de combustible propio, pero ahora el Ejecutivo nacional les envía dinero, obligándolas a recurrir a las estaciones de servicio que se quedan sin el derivado del petróleo antes de tiempo”, agregó.

Morales subrayó que el panorama se completa con las decisiones que viene tomando la “monopólica” Repsol-YPF. “Esta compañía petrolera es dueña de la estación de servicio capitalina de la esquina de La Madrid y Güemes, que recibe combustibles con mayor frecuencia y cantidad, en detrimento de las otras cuyos propietarios son jujeños”, dijo. (Daniel Torrente)
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Jujuy

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...