SAN PEDRO (Corresponsal). Dos delincuentes irrumpieron en la puerta de la capilla del barrio San Francisco y uno de ellos amenazó con un revólver a un niño para robarle el celular. El menor estaba sentado en la puerta esperando la llegada de su madre, cuando fue amedrentado.
El hecho ocurrió días atrás alrededor de las 21, en la vereda de la capilla ubicada en avenida Sánchez de Bustamante del barrio San Francisco. En ese horario, un menor, identificado por la Policía como P. G. (12), estaba junto a otros amigos, sentado afuera de la capilla aguardando la llegada de su progenitora y fue en ese interín cuando irrumpieron en el lugar dos sujetos, identificado por la Policía como Maximiliano A. (15) y otro de nombre "Ale".
En un determinado momento, M. A. se aproximó al niño y le exigió que le entregara el teléfono celular, a lo que el menor se rehusó. Mientras se produjo un forcejeo, de entre las ropas del precoz delincuente, cayó un revólver de color gris.
Rápidamente, el agresor levantó el arma de fuego y le apuntó al menor en la cabeza, amenazando que lo mataría si no le hacía entrega del aparato.
Temiendo por su vida y preso del pánico, el niño entregó el celular y antes de darse a la fuga, hacia un sector del asentamiento San Francisco, el ladronzuelo, amenazó a los niños y a la víctima: "y no digan nada porque ya saben cómo les va a ir".
Medía hora después, arribó al lugar la madre de la víctima, y tras tomar conocimiento de lo ocurrido radicó la denuncia.
Las actuaciones bajo la carátula de "robo calificado", están a cargo de la Seccional 26, con la participación del Juzgado de Menores.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...