EN VIVO

#EnVivo | El Matutino, el magazine de El Tribuno de Jujuy

Una amenaza de atentado en el estadio de la ciudad de Hannover llevó ayer a las autoridades alemanas a cancelar a último momento el encuentro amistoso de fútbol que tenían previsto disputar la selección local con la de Holanda, así como a desalojar una sala de conciertos ubicada en el mismo predio.
Aunque el jefe de la policía de la norteña ciudad de Hannover dijo que el partido se suspendió por "indicios concretos" de un posible atentado con explosivos, el responsable de interior del estado federado de Baja Sajonia dijo que un operativo de búsqueda no había logrado encontrar ningún artefacto.
"Tenían la intención de detonar un explosivo en el estadio", precisó Kluwe en declaraciones al canal NDR.
"El indicio nos llegó unos 15 minutos después de que abriésemos los ingresos", dijo Kluwe, por lo que se decidió no dejar entrar a nadie más y evacuar a las personas que ya habían ingresado, una acción que transcurrió sin incidentes, informó la agencia de noticias DPA.
Más tarde, el responsable de interior del estado federado de Baja Sajonia, Boris Pistorius, afirmó en Hannover que no se habían encontrado explosivos en el estadio.
Pistorius, en una rueda de prensa con el ministro de Interior alemán, Thomas de Maizière, agregó que tampoco se había practicado ninguna detención, aunque agregó que la policía seguía trabajando en la zona.
De Maizière, por su parte, habló de "buenas y amargas razones" para la suspensión del encuentro, aunque no dio detalles porque "se trata de la seguridad nacional" de Alemania.
La agencia de noticias estatal alemana DPA informó que Alemania fue advertida por un servicio secreto extranjero de la inminencia de un atentado explosivo en el estadio de Hannover, citando fuentes de seguridad en Berlín.
El encuentro entre los seleccionados de Alemania y Holanda, al que estaba prevista la asistencia de la canciller de Alemania, Angela Merkel y otros miembros del gobierno, se suspendió hora y media antes del inicio.
El partido debía disputarse en medio de estrictas medidas de seguridad, a cuatro días de los atentados yihadistas en varios lugares de París.
Siete detenidos fueron liberados
Siete personas fueron detenidas ayer en Alemania en el marco de la investigación por los ataques de la semana pasada en París, pero todas fueron liberadas horas más tarde al no hallarse ninguna vinculación entre ellos y los atentados, informó la policía alemana.
Un portavoz de la fuerza indicó que no existía “ningún indicio” de que haya relación alguna entre los arrestados en Alsdorf, cerca de Aquisgrán, en el oeste de Alemania y no lejos de la frontera con Bélgica y Holanda, y los ataques del viernes en París, donde murieron 129 personas. Poco antes, el ministro alemán de Interior, Thomas de Maizière, ya había avanzado de que entre las siete personas detenidas no se encontraba Salah Abdeslam, sobre quien pesa una orden de arresto internacional por su supuesta implicación en los ataques de París. “Desgraciadamente entre los detenidos no se encuentra la persona que queríamos”, aseguró, tras indicar hay cierto “riesgo” de que Abdeslam huya a un país colindante con Francia. “La situación es grave, pero no hay razón para el pánico”, resumió, tras señalar que es "entendible" el nerviosismo, y animó a la policía a estar “alerta, decidida y tranquila”, informó la agencia de noticias EFE. De Maizière manifestó que, por el momento, no se ha aclarado por completo lo sucedido con el pasaporte sirio encontrado junto a uno de los atacantes suicidas de París y si efectivamente se trataba de un miembro del yihadista EI que se infiltró entre los refugiados o era una estrategia de despiste deliberada.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...