Hoy, 31 de mayo, se conmemora el Día mundial sin tabaco por lo que la Unidad de Cesación Tabáquica del hospital "San Roque", el único servicio gratuito del país, prevé recordarlo entregando los certificados a quienes tuvieron éxito en el tratamiento que brinda el servicio y dejaron el hábito hace un año. Actualmente son 80 los que están en ese proceso y desde el 2009 son 280 los que lo completaron exitosamente.
El Servicio de Cesación Tabáquica está encabezado por los médicos Hugo Sodero y Ana Otero, de la Unidad de Cesación Tabáquica, además de un equipo interdisciplinario, que para recordar el Día mundial sin humo de tabaco que se conmemora hoy prevén realizar un acto recordatorio el 4 de junio. Allí se entregarán certificados a los pacientes que cumplieron un año de abstinencia de tabaco, de modo de premiar la perseverancia en el tratamiento.
El servicio comenzó a trabajar en junio de 2008 para concientizar sobre tabaquismo en el hospital a fin de que sea "libre de tabaco", y se creó como servicio el 27 de abril de 2009 en que comenzó a funcionar en principio priorizando al personal del hospital.
Desde entonces ha tratado 280 pacientes, aunque hubo más de 400 inscriptos que no culminaron el tratamiento que dura al menos un año, muchos por razones laborales u otros motivos que los llevaron a no concluirlo. Sin embargo hay muchos que están en lista de espera y dejan de fumar mientras tanto, con lo cual no toman el tratamiento.
"De los que hicieron el tratamiento entre 2013 a 2014 un 62 % dejaron de fumar", precisó el médico. Actualmente no tiene los últimos datos porque hubo algunos que comenzaron a fines de 2014 con lo cual deben completar el año de abstinencia para terminar el tratamiento por lo que a fines de este año habrá datos.
El tratamiento se realiza en dos etapas, el grupal y el individual. En el grupal deben concurrir una hora por semana durante todo el año, en principio consiste en charlas a través de los médicos, un odontólogo, una nutricionista, una psicóloga y educadoras para la salud.
Los ejes de las mismas son epidemiología del tabaco, las enfermedades que produce, los beneficios de dejar de fumar, la dependencia psicológica, nutrición y los trastornos odontológicos que produce el consumo del tabaco. El equipo multidisciplinario busca desarrollar entre los pacientes, conductas o estrategias para el momento en que tengan un impulso para fumar cuando llevan meses sin hacerlo.
Es que los síntomas de los pacientes en abstinencia son irritabilidad, nerviosismo, insomnio, ansiedad, y aumento de peso, este último afecta más a mujeres pero no es exagerado y se advierte al iniciar el tratamiento.
El tratamiento farmacológico es otra parte del tratamiento, dura tres meses y consiste en tomar la medicación de un fármaco denominado valedeclina que actúa sobre el síndrome de abstinencia
Se complementa el tratamiento grupal semanal de una vez a la semana el primer mes con 2 veces por semana en ese lapso individual, 2 cada quince días el segundo y una vez al mes hasta completar el año. Cuando hay recaída se les hace un re-tratamiento.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...