El pequeño Félix apenas tiene 10 meses y, casi con total seguridad, lo que vemos en este vídeo es lo más increíble que le ha pasado en su vida.
Él nació en Canadá, donde vive con su familia. Sin embargo, la hermana gemela de su madre vive en Lituania desde hace tiempo y no había podido ir a conocerle hasta ahora. Así que, verla por primera vez supuso un auténtico shock para él...
Los niños adoran a sus madres por encima de todo, así que no nos imaginamos la cantidad de cosas que se le debieron pasar por la cabeza al descubrir que existe otra persona exactamente igual que ella. Desde luego, su cara es todo un poema.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...