Los fueguinos volverán a las urnas el próximo domingo para definir nuevo gobernador, en una segunda vuelta entre la referente del Frente para la Victoria, Rosana Bertone, y el candidato de UNIR TDF, Federico Sciurano.

El escenario del balotaje quedó establecido, luego que ninguna de las dos fuerzas logró quebrar el piso del 50% más uno de los votos, que le hubiera permitido acceder a una victoria definitiva. Al cierre de esta edición, Bertone se imponía por el 42,3%, y el radical Sciurano sumaba el 33,1%.

La otra gran batalla electoral se dará a partir del primer minuto de este lunes y hasta el domingo y tendrá que ver con la captación de los votos de las dos fuerzas, el gobernante Partido Social Patagónico y Nuevo Encuentro, que apenas superaban el 12% de los votos.

Sciurano, referente de la alianza nacional entre la UCR y el PRO y aliado en el plano local al Movimiento Popular Fueguino, confía en lograr en el balotaje un importante arrastre de los votos que surjan de la elección en la ciudad de Ushuaia, de la que es intendente.

El escrutinio provisorio se desarrollaba con mucha lentitud debido a las adversas condiciones del clima en esta provincia, azotada por una intensa nevada y temperaturas bajo cero.

Muy relegado quedaba el candidato oficialista, el actual vicegobernador Roberto Crocianelli, de la mano de una débil gestión de la gobernadora Fabiana Ríos que desembocó ayer en un evidente voto castigo.

El cuarto postulante en juego, el exsenador nacional Osvaldo López (Nuevo Encuentro), no pudo remontar un adverso escenario.

Los fueguinos tienen experiencia en segundas vueltas electorales: de las últimas seis compulsas sólo una se resolvió en primera vuelta (Arturo Estabillo fue electo en 1995 con el 55,6% de los sufragios).

La senadora Bertone, que cuenta con el apoyo de la Casa Rosada y el fuerte respaldo del candidato presidencialDaniel Scioli, busca redimirse de los traspiés de 2011, cuando se impuso en primera vuelta sobre Ríos, pero luego cayó derrotada en el balotaje.

Si bien Sciurano se encolumnó detrás de Mauricio Macri y del radical Ernesto Sanz, no logró un visible aval de ninguno de los dos candidatos: el último guiño del PRO provino de Gabriela Michetti. Para salvar esa situación, desde el entorno de Sciurano remarcan que el jefe comunal "habla con todos" los referentes nacionales, incluido el propio Scioli.

En las elecciones de ayer también se eligió intendente en Río Grande y en Tolhuin, donde fueron reelegidos por amplio margen los jefes comunales Gustavo Melella (FORJA / FpV) y Claudio Queno (FpV)

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...