Varias "fuerzas extranjeras" reclutan y entrenan mercenarios con miras a realizar actos de sabotaje en Crimea, península ucraniana anexada por Rusia, afirmó ayer el presidente ruso, Vladimir Putin.
"Es evidente que hay riesgos de que fuerzas extranjeras desestabilicen la península de una u otra manera", declaró el jefe de Estado ruso en una reunión sobre la seguridad regional en Sebastopol, donde se estaciona la Flota rusa del mar Negro.
"En algunas capitales se habla de ello abiertamente. Mencionan la necesidad de llevar a cabo acciones subversivas, actos de sabotaje para hacer propaganda radical", añadió Putin, sin dar más precisiones.
El presidente ruso también advirtió contra tentativas de esas fuerzas extranjeras para que se utilice "la carta nacionalista" o se manipule a la opinión pública en Crimea, aprovechándose de los eventuales fracasos de las autoridades locales.
La visita de Putin a Crimea ocurre al mismo tiempo que la fiscalía rusa pidió 23 años de cárcel contra el realizador ucraniano Oleg Sentsov, opositor a la anexión de Crimea.
Putin realiza su tercera visita a la península desde que el territorio fue anexado a Rusia, en marzo de 2014.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...