El expresidente de Uruguay José Mujica, de visita en Río de Janeiro para recibir un premio, aconsejó a Brasil castigar a los corruptos, levantar la cabeza y no caer en el "derrotismo, porque el país tiene la fuerza suficiente para superar sus dificultades". "Si tienen gente que se equivocó, castíguenla, pero sigan adelante", dijo Mujica en declaraciones a la prensa. Rechazó opinar sobre el papel de la presidente brasileña, Dilma Rousseff, u otros políticos en el escándalo de corrupción que tiene en su eje a la estatal Petrobras y por el que están siendo investigados medio centenar de parlamentarios.
El exmandatario, que presidió Uruguay entre 2010 y marzo de 2015, recibió el premio "Personalidad Sur 2015", recién creado por la Federación de Cámaras de Comercio e Industria de Suramérica (Federasur) con el objetivo de homenajear a grandes personalidades latinoamericanas.
Durante su discurso en la entrega del premio, Mujica defendió que los políticos deben de ser austeros y llevar un estilo de vida similar al de la mayoría de la sociedad, para mantener la confianza del pueblo.
"Al que sólo busca plata hay que correrlo de la política. Los políticos tienen que vivir como la mayoría, no como la minoría privilegiada", expresó Mujica, quien continuó viviendo alejado de todo lujo en su chacra de Montevideo aún cuando ocupó la presidencia de Uruguay.
"Si te acostumbras a comer en la mesa del muy rico, si te acostumbras en la casa del muy rico, terminarás pensando que tú también eres rico. Y tu camino es otro, el de la mayoría, fiel a la mayoría. Y esto importa, porque si no afectamos la confianza", agregó.
En el marco de su visita a esta ciudad, el líder uruguayo ofreció un discurso ante movimientos sociales.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...