El presidente del Banco Central, Alejandro Vanoli, calificó ayer de "disparate" pensar que se aplicará una devaluación brusca tras las elecciones del domingo próximo, al garantizar que "no están dadas las condiciones para que ello suceda".
"Es un disparate decir que vamos a devaluar después del 9 de agosto, como dijo (el precandidato presidencial por UNA Sergio) Massa. Eso es producto de una mala intención. Massa expresa el deseo de unos sectores que quieren que se devalúe", enfatizó el funcionario.
Igual, el Bcra viene acelerando el mecanismo de microdevaluaciones de la moneda a razón de medio centavo diario, y algunos especialistas ubican al dólar en $10,50 a fines de año. Y añadió: "Una devaluación no es el camino para mejorar la competitividad, ya que aumenta los costos y produce una caída en los salarios".
En declaraciones a un medio radial, Vanoli sostuvo que "cuando algunos candidatos quieren instalar el miedo me parece detestable".
"A la oposición le preocupa la recuperación de la economía, porque eso genera un consenso muy alto y mantiene la continuidad del modelo", evaluó.
El jefe de la autoridad monetaria resaltó que pese a existir "un clima negativo desde afuera, la Argentina pudo lograr mantenerse. Y eso se ve en el empleo, que sigue bien, la economía sigue creciendo y también hay un crecimiento importantísimo de los plazos fijos en pesos".
Vanoli admitió que la "recesión en Brasil", genera aquí "volatilidad económica y financiera", pero aclaró: "Aún con todo ese clima negativo que viene desde afuera, la Argentina pudo lograr retomar el crecimiento".
Por ese motivo, rescató la "recuperación de la economía, la baja de la inflación, las reservas estables en 33.800 millones y un crecimiento de los plazos fijos en pesos".

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...