La comunidad siria tiene en La Quiaca una vasta historia, migrantes que llegaron para instalarse como comerciantes. Cuando aún la ciudad era sólo un puñado de casas, que surgía en la inmensidad de la Puna. Claro testimonio de su presencia es la fundación del Club Sirio, ubicado sobre calle Belgrano, inaugurado el 10 de abril de 1938, hasta incluso una calle quiaqueña lleva el nombre de ese país. Con el tiempo el poblador comenzó a llamarlos "turcos", y actualmente, son parte activa de la ciudad fronteriza.

La situación es conocida a nivel mundial, se replica a través de los medios y redes sociales. Las noticias llegan a diario al "pórtico boreal patrio" y no son alentadoras: la guerra civil en Siria parece no tener fin y sus pobladores sufren las consecuencias. A miles de kilómetros los residentes sirios ven azorados el desarraigo de sus compatriotas, que optan por emigrar a seguir soportando la crueldad que allá se vive.

Miembros de la colectividad

La familia de Miguel Chehadi llegó a estas tierras en la década del sesenta, sobre la situación en Siria dijo, "tenemos parientes en una ciudad llamada Edhiten, se encuentran secuestrados por el Isis. Disparan contra la población civil, son actos vandálicos, no merecen llamarse seres humanos", enfatizó.

En otro tramo del diálogo con El Tribuno de Jujuy expresó que "el Gobierno argentino, en un hecho humanitario está dando asilo a refugiados. Son personas que quieren vivir y trabajar, están luchando por cuidar a su familia", sostuvo.

La mayoría de residentes sirios no habla castellano fluidamente, es complicado dialogar con ellos, además son esquivos a la prensa.

Antonio Alem pasó por las etapas buenas y malas del comercio en la frontera. "Da pena la gente que muere en el mar, duele en el alma. Están huyendo donde pueden dejando todo, allá solo quedan ciudades destruidas", indicó.

Trámites migratorios

La disposición, publicada en el Boletín Oficial de nuestro país y con vigencia hasta el 21 de octubre de este año, establece un programa concreto que afecta a ese Estado por el conflicto armado iniciado hace más de cuatro años y que afecta a millones de refugiados, la mitad de los cuales son niños.

En ese marco Shadi Askar manifestó, "tengo a toda mi familia allá, hay muchos requisitos para traerlos. Tengo esa posibilidad, pero otros no pueden traer a sus familiares, no está a su alcance, estamos esperando implementen un sistema más ágil", señaló. Por otra parte relató que "si Dios quiere podré traer a mi hermana, es lo más urgente, porque se encuentra en una zona muy peligrosa. Los otros tampoco están en un lugar seguro, viven al alcance de los rebeldes o los misiles que no se sabe de dónde vienen".

En tanto añadió, "mi deseo es traer a toda mi familia, acá es seguro pueden retomar su ritmo de vida. Siento una impotencia total, no es lo que uno pretende para su país, es mucho el sufrimiento y la necesidad que están pasando la gente", remarcó.

Requisitos

Cabe mencionar que el trámite de la visa humanitaria debe ser iniciado por una persona que actúe como "llamante" ante la Dirección de Migraciones, siempre que acredite vínculos de parentesco.

Una vez aprobado, se emitirá un permiso de ingreso para obtener la visa humanitaria con la cual viajar hacia Argentina.

Documento de viaje

Entre los requisitos solicitados para formar parte del programa figuran tener un documento válido de viaje o ante la imposibilidad justificada de obtener esa documentación podrá recurrirse a la asistencia de organismos internacionales como la agencia del Acnur o del Comité Internacional de la Cruz Roja.

También se requiere un certificado de carencia de antecedentes penales del país de origen o residencia, en la medida en que sea posible, o ajustarse a los informes de Interpol u otros organismos de seguridad.

De esta manera ciudadanos sirios pueden llegar a instalarse en Argentina.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...