¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

21°
19 de Abril,  Jujuy, Argentina
PUBLICIDAD

Se estimó un aumento del 30% en los precios de juguetes

Miércoles, 06 de enero de 2016 01:30
Las ventas de juguetes por el día de Reyes aumentarán este año un 10% en cantidades con un incremento promedio de precios del 30 por ciento, estimaron en la cadena comercial. Según la Asociación de Empresas de Juguetes y Afines, la mayoría de los regalos por este evento se compran en los lugares de veraneo, permitiendo un crecimiento de la demanda en puntos turísticos.
Un relevamiento de la asociación Consumidores Libres -que lidera Héctor Polino- en jugueterías de la Ciudad de Buenos Aires, los juguetes para Reyes subieron un 34,07% respecto a la misma época del año 2015.
Un camión volcador de plástico pasó de 95 a 120 al registrar un alza del 26,32 %; una autobomba de bomberos de plástico saltó de $100 a 130 (30%); y una colchoneta inflable aumentó de 46,90 a 65 pesos (38,59%).
El precio de una muñeca de tela importada de China se incrementó de 80 a 110 pesos (37,5); el de un juego de estrategias Teg pasó de 320 a 400 pesos (25%); y el popular Oca-Ludo de origen argentino pasó de 120 a 160 (33,33%).
Muchas familias ya se encuentran disfrutando de sus vacaciones en distintos puntos del país, por lo que elegirán los obsequios allí.
Expertos de la Asociación de Empresas de Juguetes y Afines explicaron a la prensa que al contrario de lo que sucede en Navidad cuando los juguetes se compran con anticipación y aprovechando promociones, en Reyes se planifica en el momento.
Las familias no llevan de vacaciones los regalos ni los compran junto al de Papá Noel sino que improvisan en el momento y salen a recorrer jugueterías locales, por lo que pagan el precio que encuentran.
Eso convierte al evento en una posibilidad extraordinaria de aumentar la facturación a pequeños comerciantes del juguete en localidades donde el resto del año la venta es más estable.
La llegada de los Reyes representa entre un 10% y un 15% de la venta anual de juguetes y cada niño recibe un único regalo en promedio con un costo de $400, contrario a lo que sucede en Navidad donde se venden más cantidad de productos pero de costo inferior.
Durante todo el año, la entidad hace campaña activa a favor de la compra de "juguetes seguros" en comercios, advirtiendo a la población sobre los peligros de adquirir productos en la calle a los manteros.
AADEJA extendió ahora su recomendación a la compra de juguetes en playas, plazas y otros espacios públicos donde es imposible verificar las condiciones del juguete y, sobre todo, las normas de seguridad con las que cuenta la industria para proteger a los chicos.

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla
Las ventas de juguetes por el día de Reyes aumentarán este año un 10% en cantidades con un incremento promedio de precios del 30 por ciento, estimaron en la cadena comercial. Según la Asociación de Empresas de Juguetes y Afines, la mayoría de los regalos por este evento se compran en los lugares de veraneo, permitiendo un crecimiento de la demanda en puntos turísticos.
Un relevamiento de la asociación Consumidores Libres -que lidera Héctor Polino- en jugueterías de la Ciudad de Buenos Aires, los juguetes para Reyes subieron un 34,07% respecto a la misma época del año 2015.
Un camión volcador de plástico pasó de 95 a 120 al registrar un alza del 26,32 %; una autobomba de bomberos de plástico saltó de $100 a 130 (30%); y una colchoneta inflable aumentó de 46,90 a 65 pesos (38,59%).
El precio de una muñeca de tela importada de China se incrementó de 80 a 110 pesos (37,5); el de un juego de estrategias Teg pasó de 320 a 400 pesos (25%); y el popular Oca-Ludo de origen argentino pasó de 120 a 160 (33,33%).
Muchas familias ya se encuentran disfrutando de sus vacaciones en distintos puntos del país, por lo que elegirán los obsequios allí.
Expertos de la Asociación de Empresas de Juguetes y Afines explicaron a la prensa que al contrario de lo que sucede en Navidad cuando los juguetes se compran con anticipación y aprovechando promociones, en Reyes se planifica en el momento.
Las familias no llevan de vacaciones los regalos ni los compran junto al de Papá Noel sino que improvisan en el momento y salen a recorrer jugueterías locales, por lo que pagan el precio que encuentran.
Eso convierte al evento en una posibilidad extraordinaria de aumentar la facturación a pequeños comerciantes del juguete en localidades donde el resto del año la venta es más estable.
La llegada de los Reyes representa entre un 10% y un 15% de la venta anual de juguetes y cada niño recibe un único regalo en promedio con un costo de $400, contrario a lo que sucede en Navidad donde se venden más cantidad de productos pero de costo inferior.
Durante todo el año, la entidad hace campaña activa a favor de la compra de "juguetes seguros" en comercios, advirtiendo a la población sobre los peligros de adquirir productos en la calle a los manteros.
AADEJA extendió ahora su recomendación a la compra de juguetes en playas, plazas y otros espacios públicos donde es imposible verificar las condiciones del juguete y, sobre todo, las normas de seguridad con las que cuenta la industria para proteger a los chicos.

Temas de la nota