La canciller Angela Merkel enfrentaba innumerables críticas por recibir a los refugiados, tras la ola de agresiones sexuales ocurridas en Nochevieja en Colonia, que sus detractores atribuyen a migrantes.
Lo ocurrido en Colonia, complica la tarea de la canciller, al hacer resurgir los temores por el flujo de migrantes llegados de Siria, Irak o Afganistán, y las dudas sobre la capacidad de Alemania de integrarlos en el país.
La presión sobre Merkel para que fije un límite de refugiados sigue creciendo, pero la canciller en cambio, prometió "reducir de manera significativa" este año el número de migrantes en el marco de una solución europea estableciendo cuotas.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...