Alrededor de tres mil mujeres israelíes exigieron en Jerusalén la vuelta a las negociaciones entre Palestina e Israel, tras una convocatoria de la organización "Mujeres hacen la paz" que pide el fin de la ocupación y un compromiso para terminar con la violencia.
"Ya no se habla como hace 20 años, y esta coalición de mujeres consiguió traerlo de nuevo a las conversaciones, y logró movilizar más de lo que lo habían hecho hasta ahora otros grupos", dijo Yel Fleischmen, una de las autoconvocadas de esta marcha que concluyó frente a la residencia del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu.
Alertadas porque el concepto de paz no existe en el lenguaje de los más chicos, "Mujeres hacen la paz", organización que nació hace dos años tras la última ofensiva militar de envergadura de Israel sobre la Franja de Gaza, logró ayer atraer a alrededor de tres mil personas, según las fuerzas de seguridad y fue el evento más multitudinario organizado desde su creación.
"No pararemos hasta que Netanyahu y el presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, se sienten en la mesa de negociaciones de nuevo, no sólo para hablar, sino para hacer algo", aseguró Orna Ashkenazi, activista y miembro del comité de organización.
Las últimas negociaciones entre israelíes y palestinos fracasaron por enésima vez en 2014, tras infructuosos meses de charlas impulsadas por el secretario de Estado norteamericano, John Kerry. Desde entonces ha sido imposible reactivarlo.
Hoy, la presión social sobre la cúpula política vino de la mano de las mujeres.
La iniciativa comenzó el 4 de octubre pasado cuando 20 mujeres salieron desde el norte del país marchando hasta Jerusalén.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...