Efectivos de la División Robos y Hurtos, dependiente de la Dirección General de Investigaciones, tras el allanamiento a un domicilio ubicado en esta ciudad capital, logró la detención de un sujeto de 25 años de edad, quien habría arrebatado un teléfono celular a Graciela Quispe, cuando ella transitaba por un tramo de la calle Belgrano.
El inculpado fue trasladado hacia la sede operativa, donde quedó alojado a disposición de la justicia.
En el marco de las actuaciones sumarias por el delito de "robo simple", iniciadas el 8 de noviembre del año en curso, tras la denuncia radicada en la citada unidad especial por Quispe, mayor de edad, quien se desempeña en este matutino y que fuera atacada alrededor de las 5:30, en circunstancias que transitaba por calle Belgrano con dirección a su trabajo. Estando en cercanías del mismo, fue abordada desde atrás por un individuo, quien en un primer momento la sujetó por el cuello con intenciones de sustraerle sus pertenencias.
Ante esta acción delictiva la mujer reaccionó evitando que el malviviente se apoderara de su cartera, y que solamente pudiera sustraerle su teléfono celular, para luego éste darse rápidamente a la fuga. Debido a la fuerza que ejerció con el agresor, Graciela cayó al suelo golpeándose el codo izquierdo, que se fracturó.
Tras arduas tareas investigativas realizadas por los detectives de la citada División, contando con los datos aportados por la damnificada, a través de un retrato hablado y otras diligencias, se logró establecer al inculpado del hecho, con residencia en el asentamiento Puente General Belgrano.
En ese contexto personal de civil, tras llevar a cabo diferentes medidas procesales, allanamientos en varios domicilios, logró detener al delincuente de 25 años de edad, por lo que quedó alojado en la dependencia policial a disposición de la Fiscalía a cargo de Carlos Farfán y el Juzgado de turno.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...