General Lavalle y Atlético Cuyaya no pudieron sacarse ventaja y terminaron empatando 1 a 1 en el partido disputado ayer en "La Tablada" ante una multitud que le dio el marco adecuado al clásico liguista.
Correspondió a la penúltima fecha del Anual "Ricardo Segura" de la Liga Jujeña.
Hugo Manzur abrió el marcador al minuto del segundo tiempo y cerca del final, César Ruiz puso el empate. En tanto, fueron expulsados Enzo Orrabali y Ruiz (Cuyaya), y Rodrigo Martinez (Lavalle).
El primer tiempo tuvo todo lo que necesita un clásico, mucho folclore en las tribunas con miles de gargantas alentando a sus respectivos equipos. O sea fervor popular, de sobra. Pero en la cancha poco fútbol.
Es verdad que no había nada en juego que modifique su situación en la tabla de posiciones y con Cuyaya clasificado al cuadrangular. Pero, un clásico "tiene ese no sé qué" como dice la letra del tango.
Entonces, como estaba en juego era el orgullo de ganar un clásico con todo lo que ello implica, ninguno quería equivocarse y en un contexto de trámite cerrado y poco atractivo, Cuyaya pudo arrimar peligro en dos ocasiones.
lavalle

Primero Ruiz remató con pierna derecha y la pelota se fue cerca del poste izquierdo; luego Avilés metió un cabezazo contra el piso y Chañi estuvo brillante en la contención.
En los últimos minutos, el "bandeño" sacó el "pie del acelerador y en la medida inversa, Lavalle se adelantó unos metros, saliendo de la encerrona.
En el complemento, Lavalle salió con ventaja desde el vestuario, porque antes del minuto de juego, en una contra letal, Manzur paró la bocha con el pecho, se acomodó en velocidad y con una exquisita definición hizo delirar a sus miles de fanáticos.
Al "bandeño" le costaba reponerse el golpe anímico mientras que Lavalle jugaba lejos de su arco y además empezó a presionar de nuevo sobre el arco del inseguro Sola. Entonces, Luna y Calisaya estuvieron cerca de aumentar.
Tocado en su amor propio y con más ganas que fútbol, Cuyaya sacó a relucir la estirpe "bandeña"se fue a la carga barraca y en una excelente maniobra colectiva de ataque por el sector izquierdo, finalmente Ruiz definió perfecto, decretando el empate que a la postre sería el definitivo.
cuyaya.jpg

Apostillas
"Multitud": Miles de aficionados asistieron al reducto liguista con todo el folclore necesario, trapos y pirotecnia. Fue un espectáculo aparte lo vivido en las tribunas.
"Sinfonía": Una banda de más de una docena de tropetistas al pie de la tribuna de Cuyaya, formaron en media luna y se mandaron un repertorio que enloqueció a sus hinchas y cientos de celulares registraron la muestra musical acompañada por cantos que atronaron la avenida Córdoba.
"Cobertura total": Por primer vez, abundaron periodistas cubriendo el clásico, niungún medio quiso estar ausente.

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...