SAN PEDRO (Corresponsal). Un desesperado pedido de ayuda lanzó una joven madre que reside en la ciudad de Palpalá, quien imploró a la Justicia y a la Policía protección, luego de ser amenazada de muerte por su expareja, quien pese a tener una orden de restricción emanada por la jueza del Tribunal de Familia, continúa atacándola, llegando a propinarle brutales golpizas y heridas con arma blanca.

Desde su separación hace seis años a causa de maltrato, la joven no ha tenido paz en su vida, y habiendo agotado todas las instancias legales sintió que no tenía otra alternativa que pedir ayuda públicamente.

"La Policía llegó a decirme que cuando lo vea al sujeto lo entretenga hasta que lleguen en el móvil policial", dijo la mujer.

"Amenazó con matarme, llegó a decirle a mi hija de 8 años, que me iba a matar, el lunes volvió a atacarme, me dio un puntazo en la espalda y me robó la cartera donde llevaba toda mi documentación. Pido a la Justicia que actúe, ya no puedo más, sólo quiero que me deje vivir en paz, ¡por favor pido que me ayuden, mi vida está en peligro!", imploró desconsoladamente la joven,

En un desgarrador relato, la joven identificada como Silvia. C., domiciliada en la ciudad metalúrgica, habló con El Tribuno de Jujuy, dando a conocer las peripecias que vive desde hace años. Sus manos temblorosas mostraron las numerosas denuncias y un oficio que obliga al sujeto identificado como "D. D. P., domiciliado en la localidad de Río Blanco, a abstenerse de realizar cualquier acto de agresión física o verbal en contra de la Silvia C., o su grupo familiar conviviente, dentro o fuera del domicilio o acercarse, imponiéndose la restricción de acercarse dentro del radio de 300 metros".

En una oportunidad se subió al techo de la casa de sus padres y cortó el cable del teléfono, luego de atropellarla con una moto.

Toda lo ordenado por la jueza Estrella Eliazarian no lo cumple porque desde la fecha 22 de octubre de 2015, dijo Silvia, fueron innumerables los ataques, llegando incluso el sujeto a trasladarse 40 km a la ciudad de San Pedro de Jujuy, hasta la escuela donde trabaja la joven para golpearla e intimidarla, debiendo recibir ayuda del personal directivo y de sus compañeras docentes.

Lo inaudito de esta situación, es que pese a violar e incumplir la orden judicial, el sujeto no es detenido, "cada vez que acudo a la Seccional 47º, me dicen que no pueden detenerlo porque no hay orden del fiscal Andrés Ugarte.

"No tengo seguridad, no puedo caminar por la calle, él ya tiene una nueva familia, tiene pareja y una beba y aun así sigue atacándome. He planteado mi situación al fiscal Andrés Ugarte. Hoy ya toqué fondo, lo único que sabe decirme es que me va a matar, que ya tiene la forma en que me va a matar, pido a la justicia que actúe que si esta persona necesita ayuda psiquiátrica que se la den, llama por teléfono a su mi hija diciéndole que me va a matar. Ya no puedo más, estoy sola. Los medios de comunicación ahora son mi fuente de ayuda y si a mí me llegara a pasar algo, saben quién es el responsable" prosiguió Silvia, al dar cuenta del gran temor que siente por lo que puede pasarle a su hija, "mi hija va a quedar sola, mis padres son mayores, tienen 84 y 72 años. Hoy no tengo vida, no como, no duermo, la justicia me prometió ayuda, pero nadie hace cumplir. Ya no puedo más, hice todo lo que me pidieron que haga, me dijeron que denuncie, realicé la denuncia y todo sigue igual, sigo amenazada de muerte. Hace tres años que estoy con psicólogo, mi hija también, ya no puedo más", dijo la joven.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...