La Feria Franca de Abastecimiento Vecinal Municipal (Ffavem) comenzó ayer a recorrer nuevamente los barrios de la ciudad.
Más de treinta productores y emprendedores que conforman esta iniciativa de la comuna capitalina, se hicieron presentes en el barrio Ciudad de Nieva y ofrecieron sus productos de manera directa al consumidor. Además de frutas y verduras, se sumaron a la oferta este año alimentos orgánicos, quesos, carnes y productos de granja, todos a precios accesibles.
Los choclos se vendieron a $ 40 la docena y con motivo de la proximidad de la Semana Santa fueron muy solicitados.
La primera visita del año realizada por la Ffavem tuvo lugar en la plaza "Macedonio Graz" del barrio Ciudad de Nieva, con una importante concurrencia de familias del sector que aprovecharon la mañana para realizar las compras semanales.
Luciano Córdoba, secretario de Planificación, Desarrollo y Modernización del municipio, informó que arrancó el ciclo 2016 de la feria y que la idea es acercar al productor al consumidor, y así ofrecer de manera directa productos frescos con buena calidad y precio. "La verdad que es una feria que tiene mucho éxito entre los vecinos y cada vez la piden más", dijo el funcionario municipal.
La titular de la Agencia "Jujuy Activa" de la comuna a cargo del monitoreo de la Ffavem, Buenaventura Mamaní, explicó que estuvieron presentes un total de treinta y ocho productores y emprendedores de las cuatro regiones de la provincia. Mamaní agregó que en conjunto, se acordaron los precios de los productos para que se pueda cuidar la economía del vecino, teniendo en cuenta que la venta se realiza sin intermediarios.
La carne de llama y cordero se ofreció a $ 80 el kilo. Muchos compradores demandaron estos cortes.
Las verduras más solicitadas por los vecinos fueron la papa a 4 kilos por $ 20, los tomates a $ 18 el kilo, los zapallitos a $ 10 y la cebolla, que se ofertó a 2 kilos por $ 15. Del mismo modo, se pudo acceder a pimientos norteños a $ 30 y haba a $ 15. En cuanto a las frutas, la banana estuvo disponible a $ 13, y los duraznos a $ 20 al igual que las manzanas. Más allá de verduras y frutas, también se ofrecieron huevos a $ 30, quesos a $ 50. La carne de llama y cordero, también se encontraba a la venta a $ 80 el kilo.
En cuanto a los choclos, estuvieron a la venta al precio de $ 40 la docena, y al ser sumamente solicitados por la Semana Santa, la comuna adelantó que el próximo sábado en la plaza de Cuyaya ubicada en calle Gordaliza, se convocará a una importante cantidad de productores del Norte para ofrecer esta verduras y quesos.
La novedad fue que la feria por primera vez ofreció productos orgánicos, es decir alimentos fabricados sin agroquímicos. Entre ellos se pudieron encontrar dulces que rondaron los $ 40, cereales y panes a precio accesible. "El gusto no es tan diferentes pero uno lo come sabiendo que no tienen químicos, y esa es la diferencia. Es la primera vez que venimos y la idea es participar de ahora en más", dijo Natalia Álvarez una de las emprendedoras que trabaja con orgánicos.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...