El Sindicato de Obreros y Empleados del Azúcar del Ingenio Ledesma (Soeail) y los directivos de la empresa volvieron a reunirse esta mañana en el Ministerio de Trabajo de la provincia a fin de arribar a un acuerdo salarial. Luego de semanas de iniciarse los diálogos y de no acatar la conciliación obligatoria, el gremio continúa de paro y no aceptó los ofrecimientos.

El titular del sindicato, Rafael Vargas, aseguró que no se pudo avanzar en la negociación pero dejaron en claro que el problema no involucra al Gobierno de la provincia sino a la empresa por la "represión" que –aseguró- sufrieron los trabajadores al manifestarse.

"Necesitamos que la empresa entienda que no se puede manejar como lo hace tradicionalmente, tenemos una referencia que es San Isidro y un básico", dijo Vargas y agregó que no aceptarán el 37% porque es una suma que no impacta en los rubros de los trabajadores.

El asesor letrado del sindicato del ingenio, Oscar Nutini, aseguró que no se encuentran solicitando un porcentaje específico, porque "parece mucho pero es poco en dinero". En este sentido explicó que piden, teniendo en cuenta la inflación y tarifazos, se establezca un salario de $16.363 para la categoría uno, sin premios remunerativos que no inciden en el básico.

Agregó el representante legal que Ledesma es uno de los ingenios del norte que menos pagan y que no recibieron nuevos ofrecimientos de los empresarios a pesar de haberse suscitado un nuevo encuentro.

Sobre los cortes

Con respecto a las medidas de fuerza, el titular de Soeail explicó a la prensa que están instalados en un "lugar que jamás buscaron", y agregó que no es su intención provocar este tipo de situaciones.

"Nosotros no llevamos a los trabajadores a la ruta, queremos que se entienda y no se malinterprete. Este sindicato y las asambleas jamás quisieron ir a la ruta, pero se sintieron impotentes en una fuerza de choque", enfatizó Vargas.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Jujuy

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...