La justicia de Bolivia dictó la prisión preventiva en una cárcel de máxima seguridad del líder principal de las cooperativas mineras en conflicto con el Gobierno, Carlos Mamani, y de otros cinco dirigentes, acusados por la fiscalía de ser los autores intelectuales del asesinato del viceministro de Régimen Interior, Rodolfo Illanes.

Asimismo, el Gobierno confirmó la muerte de otro minero -el cuarto- a causa de la protesta, mientras familiares y amigos de Illanes se aprestaban a sepultar sus restos en el Cementerio General de La Paz.
La titular del Juzgado Séptimo de Instrucción en lo Penal de El Alto -localidad vecina a La Paz-, Ana Dorado, resolvió en la madrugada de ayer encarcelar preventivamente a Mamani, presidente de la Federación Nacional de Cooperativas Mineras (Fencomin), y a otros 5 dirigentes.
Dorado ordenó que Mamani, Carlos Castro, René Cochi, Silvestre Flores y Roberto Durán fueran recluidos en la cárcel de máxima seguridad de Chonchocoro, a 20 kilómetros de La Paz, y que Julián Pinto fuera internado en la penitenciaría de Patacamaya, a 100 kilómetros de la capital.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...