El presidente estadounidense, Barack Obama, se metió nuevamente en la campaña electoral que definirá en noviembre a su sucesor, al sugerir que el candidato republicano Donald Trump debería tomar clases de historia sobre los desafíos superados por los afroamericanos.
En las horas previas a la inauguración del Museo Nacional de Historia y Cultura Afroamericana, que tendrá lugar hoy en Washington, el mandatario estadounidense volvió a romper la regla no escrita por la que los presidentes en funciones no participan abiertamente de las campaña electorales.
En esta ocasión, Obama cuestionó al magnate demócrata quien le pidió el voto a los votantes negros, alegando que la situación de esa comunidad es peor que nunca y señalando que no tienen nada que perder.
"Saben, creo que incluso la mayoría de los niños de ocho años podrán decirle que la esclavitud no era algo bueno para los negros. Jim Crow (promotor de las leyes segrecionistas) no era demasiado bueno para los negros", señaló el presidente en una entrevista brindada por ABC News que fue publicada ayer con motivo de la inauguración del museo.
Obama, el primer presidente afroamericano de Estados Unidos, le recomendó a Trump visitar el museo y pidió a los estadounidenses blancos que reconozcan las consecuencias de la esclavitud en el tiempo al señalar que "si hubo cientos de años de discriminación racial, es posible que persistan vestigios de esa discriminación. Deberíamos reconocerlo y admitirlo".
El nuevo museo que se inaugurará hoy, costó más de 500 millones de dólares y se encuentra cerca del monumento a Washington en el centro del National Mall, conocido como la explanada nacional de EE UU.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...