"Me cambió mucho la vida a partir de febrero cuando Los Tekis me llaman para formar parte de lo que es la banda", dice Franco Villarrubia para comenzar a hablar de esto que está viviendo con tan sólo 19 años.
Más conocido como "Obama", apodo que se adjudicó en el ámbito de la peluquería de Amaranto Chañi, el joven músico de los vientos, demostró en los últimos años un talento excepcional y un compromiso con el arte de los sonidos, que lo llevó hoy a hacer temporada con Los Tekis, formando parte oficialmente de la banda de músicos. Siempre continuando con lo que me dejó el "Viejito" Amaranto Chañi, y mi amigo Marcelo "Pichón" Córdoba. Pero tengo que decir que mis maestros han sido los tres Chañi, Foro, Luis y Amaranto.
Y es que Franco, que es también parte del grupo Amaranto, con el que ya grabó un disco, se puso al hombro la responsabilidad de continuar con los grupos que dejó Amaranto Chañi, y con su legado de enseñar el arte de los vientos.
El fue alumno primero de Amaranto en su peluquería, y luego de Foro y Luis Chañi, los otros hermanos música y maetro archiconocidos de nuestra provincia. Grandes generosos que ya son una marca registrada en Jujuy, porque lanzaron al mundo de la música a cientos de chicos que desde niños aprendieron a tocar, en medio de los cortes de pelo.
Generaciones y generaciones pasaron por las manos de los Chañi. Y en la peluquería de Amaranto, surgió el grupo Los Amaranto, que fue cambiando de formación de acuerdo al paso de los distintos chicos de distintas edades. Hasta que el grupo de Franco, tomó la palabra y le pidió al maestro, registrarse ellos y seguir trabajando con ese nombre, para homenajearlo.
"Primero 'el Viejito' -como le decían sus alumnos tiernamente- no quería saber nada, porque decía que ese nombre era de los chicos. Entonces nosotros le propusimos que nos de el nombre, y que a los chicos es pongamos Los Amarantitos, y accedió". Así es que Los Amaranto, tal como está ahora, se formó en el año 2010; y Los Amarantitos son ahora los pequeños que están aprendiendo en la que era la peluquería de Amaranto, quien falleció en marzo de 2013.
Dice Franco que es muy importante lo que le pasó, y su llegada a los escenarios nacionales con Los Tekis. "Mi compromiso con ellos es siempre seguir el legado que me dejó Amaranto, la enseñanza de los valores que se aprenden en la peluquería, y no dejar de acompañar a Los Amarantitos", cuestión que Los Tekis entienden perfectamente, puesto que ellos son los hijos más reconocidos que tuvieron musicalmente Los Hermanos Chañi.
La pérdida de Amaranto Chañi, que dejó huérfanos a muchos niños que lloraron y tocaron largamente en la vereda de su peluquería, cuando supieron de su deceso, pero antes lo habían acompañado con su música y su cariño en la vereda de la clínica donde estuvo internado previamente, no fue lo único fuerte que le tocó vivir a Franco.
En los ultimos años, lo había "adoptado" por darle un concepto acabado de la relación que los unía, el querido Marcelo "Pichón" Córdoba, bohemio, compositor y maestro de perfil bajo, que encontró en él madera de la buena para la música. Le enseñó y lo guió, hasta su asesinato, ocurrido en septiembre del año pasado. Una pérdida inesperada de la cultura jujeña, y sin dudas una más que venía a sumarse en el camino musical de Franco.
Su entereza y madurez, hacen que hoy siga adelante sin olvidarse de sus maestros, honrándolos cada vez que muestra lo aprendido.
Cuenta que cuando estaban grabando el disco del grupo Amaranto, lo llevaron al maestro Chañi engañado al estudio y lo convencieron de que tocara algo en algún tema, "y nos dimos el gusto de grabar 'Viva Jujuy' con él. Ese es un gran recuerdo para nosotros", comenta "Obama".
Asimismo cuenta que el grupo Amaranto el año pasado estuvo a media máquina por razones personales de cada uno de los integrantes, y fue justo también el año en que Franco comenzó a trabajar con Los Tekis, a partir de la separación del grupo de Pipo Martínez, incorporación que se tornó definitiva a fines del año pasado.
Ahora le toca recorrer la intensa temporada de verano con Los Tekis, entre ensayos y grandes festivales, va aprendiendo el sentido profesional de la música. Se trata de un tiempo de mucho trabajo porque además el grupo jujeño está presentando un nuevo espectáculo.
"A 'Pichón' no le gustaban los tatuajes, y yo le desobedecí", me dice y me muestra su brazo donde estampó el nombre de su amigo y guía.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...