De Vido quedó al filo del desafuero y la detención

El dictamen de mayoría fue avalado con la firma de 23 diputados sobre los 25 presentes en la comisión.

La comisión de Asuntos Constitucionales de la Cámara baja dictaminó ayer a favor de los pedidos judiciales para desaforar al diputado del Frente para la Victoria-PJ Julio De Vido a fin de que se proceda a su “inmediata detención”, por lo que hoy en sesión especial se votará acerca de la quita de sus inmunidades parlamentarias.

Mientras se mantiene la incógnita acerca de la postura que adoptará la bancada del FPV, donde existen posiciones cruzadas, ya fue publicada la convocatoria a la sesión especial de este miércoles a partir de las 11.30.

El oficialismo confía en tener el voto de los dos tercios de los presentes para aprobar el desafuero, en cuyo caso la Justicia podrá proceder a la inmediata detención del exministro, en cumplimiento con los fallos judiciales de Luis Rodríguez y Claudio Bonadio en el marco de causas por presuntos hechos de corrupción.

A través de una carta, la defensa de De Vido advirtió que “ninguna de las resoluciones mediante las cuales se solicitó el desafuero” han adquirido “firmeza”, por lo que pidieron “esperar quince días” antes de avanzar con el procedimiento en el recinto “para que el propio sistema de justicia convalide o corrija” dichas decisiones.

“Sin siquiera contar con una resolución aunque precaria y provisoria pero firme, es absolutamente inviable llevar a cabo un acto de tamaña gravedad institucional como es el desafuero de un diputado nacional”, argumentaron en la misiva que se leyó al final de la reunión.

El dictamen de mayoría fue avalado con la firma de 23 diputados sobre los 25 presentes en la comisión presidida por Pablo Tonelli: solamente fue rechazado por los kirchneristas Rodolfo Tailhade y Analía Rach Quiroga.

En una enérgica defensa del planteo de desafuero, el macrista Lucas Incicco (PRO) aseguró existe “riesgo procesal” en el hecho de que el exfuncionario kirchnerista permanezca “en libertad” dado que a su criterio “está en condiciones de entorpecer” y de “obstruir el desarrollo de la pesquisa penal” en su carácter de diputado y presidente de la comisión de Energía.

Advirtió que “cada minuto que pasa De Vido en libertad hay un riesgo latente de que se vea frustrada la investigación”, y remarcó que de no resolver “inmediatamente” el desafuero los diputados serán “cómplices de los eventuales entorpecimientos en las causas” en las que el exministro se encuentra implicado.

El Frente de Izquierda adelantó que votará a favor del desafuero: el diputado del Partido Obrero Pablo López sostuvo que De Vido “era una pieza fundamental de todo un régimen de corrupción a favor de grandes empresas contratistas”, entre la cuales mencionó a firmas vinculadas al presidente Mauricio Macri.

La jefa del bloque del Frente Renovador, Graciela Camaño, también ratificó el acompañamiento al desafuero al sostener que “corresponde acceder a los requerimientos judiciales”.

En cambio, el bloque del Movimiento Evita (Peronismo para la Victoria) postergó una definición sobre el tema.

El exministro presentó un pedido de licencia ante el presidente de la Cámara baja, Emilio Monzó, pero el oficialismo adelantó que el mismo será rechazado.

@Normal: Según Petri, el planteo es una maniobra de De Vido para alegar que no representa un obstáculo por el desempeño de sus tareas como diputado.

El martes de la semana pasada, el juez Rodríguez había dado curso al pedido de la Cámara Federal ordenando la detención de De Vido y solicitó a Diputados el desafuero en el marco de la causa que investiga presunta malversación de fondos en obras que debían realizarse en la mina de Río Turbio.

El jueves pasado, Bonadio sumó un nuevo pedido de desafuero contra De Vido por presuntos sobreprecios en la compra de gas licuado entre 2008 y 2015.

El rechazo de los dos jueces

Los jueces federales rechazaron ayer planteos del exministro de Planificación Federal Julio De Vido para evitar quedar detenido en caso que la Cámara de Diputados le quite sus fueros como diputado nacional.

El primero en hacerlo fue el juez federal Luis Rodríguez, quien rechazó la eximición de prisión presentada por el diputado en la causa en la que se investiga el presunto manejo irregular de fondos destinados a la mina de Río Turbio.

En esa causa, y por orden de la Cámara Federal, el juez Rodríguez había solicitado la detención y el desafuero de De Vido, al que luego se le sumó el de su colega Claudio Bonadio, quien finalmente también rechazó el pedido de excarcelación solicitado por el exministro en la causa por el presunto pago de sobreprecios en la compra de gas licuado.

Tanto Rodríguez como Bonadio habían dictado el procesamiento por administración fraudulenta y malversación de fondos públicos con prisión preventiva, por lo que de quedarse sin fueros ya está definida su inmediata detención. Ante los pedidos de eximición de prisión, el fiscal Carlos Stornelli, quien interviene en las dos causas, había pedido que fueran rechazados: recordó el “cúmulo considerable de procesos penales” sobre De Vido, puesto que además de la causa por la presunta malversación de fondos públicos a través de Yacimiento Carbonífero Río Turbio (Ycrt) y en la compra de Gas Licuado Natural, también es enjuiciado por la tragedia ferroviaria de Once y por fraude en la obra pública, entre otras. 

Puntualmente, Stornelli remarcó la “existencia latente de riesgos procesales oportunos ya aludidos”, a pesar del pedido de licencia que De Vido presentó ante la Cámara de Diputados. Rodríguez evaluó que “la decisión de restringir la libertad del imputado no es consecuencia directa del cargo público que ejerce en la actualidad”, sino que “por el contrario, su capacidad de influenciar y determinar a terceros se deriva también de sus antecedentes en la administración pública provincial y nacional”.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Nacionales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...