La Casa Blanca negó informaciones de prensa de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, planeaba firmar ayer un nuevo decreto migratorio, e incluso evitó confirmar si la nueva orden ejecutiva será emitida esta semana.

"No estamos ahí todavía", dijo el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, en un encuentro con periodistas en el que rechazó que Trump tuviera pensado firmar ayer un nuevo veto a los inmigrantes y refugiados de países de mayoría musulmana para introducir cambios que permitan sortear conflictos legales.

No obstante, Spicer evitó confirmar si el nuevo veto, cuya firma se ha retrasado en varias ocasiones, será emitido esta semana. Fuentes gubernamentales bajo condición de anonimato habían anticipado a los principales diarios estadounidenses que el mandatario firmaría ayer el nuevo decreto.

El 27 de enero pasado, Trump firmó un decreto migratorio para prohibir el ingreso al país a refugiados e inmigrantes de siete países de mayoría musulmana (Irak, Irán, Somalia, Yemen, Libia, Siria y Sudán) durante 90 días. De acuerdo a The Wall Street Journal, Politico y The Washington Post, el nuevo veto excluirá a los ciudadanos de los países afectados que tengan residencia permanente en Estados Unidos o a los que ya estén en posesión de un visado.

Además, es posible que Irak salga de la lista de países afectados en la nueva orden, en reconocimiento a su papel en la lucha contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI), y que se incluya a los ciudadanos de otras naciones no recogidas en el primer decreto, según las mismas fuentes, citadas por la agencia de noticias EFE.

El nuevo decreto no entrará de inmediato en vigor, como pasó con el aprobado a finales de enero, para evitar la situación de caos que su puesta en marcha provocó en ese momento.

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Internacionales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...