Parrilli fue sobreseído en una  causa por tráfico de influencias

El exjefe de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) Oscar Parrilli y su entonces segundo Juan Martín Mena fueron sobreseídos en una causa iniciada por un presunto tráfico de influencias para con el juez federal Sebastián Casanello a raíz de una escucha telefónica que fue borrada.

La decisión, de hecho, fue adopatada porque la escucha telefónica en cuestión, que se conoció en los medios y que inició la denuncia judicial, no consta en un expediente judicial puesto que meses atrás se había ordenado su destrucción.

En la escucha Parrilli le pide a Mena que interceda con sus contactos ante Casanello para evitar que éste procesara al exjefe de la Afip Ricardo Echegaray en la causa por lavado de dinero por la cual está detenido el empresario Lázaro Báez.

La secuencia fue la siguiente: Parrilli recibió el llamado de Echegaray e, inmediatamente, aquel luego se comunicó con Mena.

"Me avisan que el juez tiene una versión como para procesarme ¿Vos crees? ¿Puede ser esto? Por lo que averigé el tipo me quiere procesar por nada", le consultó Echegaray al exjefe de Inteligencia sobre la causa por lavado de dinero.

En ese diálogo, Parrilli sostuvo que "no le tenía confianza" a Casanello y le aseguró que quien sí tenía relación con él era el exsecretario de Justicia Julián Álvarez.

"Me llamó Ricardo que Casanello lo tiene contra las cuerdas. A ver qué podes hacer", le dijo Parrilli, lo que forma parte de la denuncia que llevó a los tribunales el abogado Santiago Dupuy de Lome.

Las escuchas se suscitaron a raíz que el teléfono de Parrilli estuvo intervenido por orden de la jueza federal María Servin de Cubría en una causa iniciada el 29 de enero de 2016 a raíz de un pedido hecho por el Director General de la Agencia Federal de Inteligencia sobre ese teléfono.

Pero cuando la jueza advirtió que no había pruebas de delito alguno en las escuchas a Parrilli, el 29 de junio de ese mismo año, o sea seis meses después, ordenó la destrucción y borrado de los soportes de grabación y copia de los audios.

En función de ello es que el juez Martínez de Giorgi concluyó que "no fue posible comprobar" lo denunciado puesto que las escuchas ni las transcripciones existen.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Nacionales

Últimas Noticias de Política

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...