En Texas piden por un año más de Ginóbili en los Spurs

Los campeones vigentes de la NBA, Golden State Warriors no detienen su marcha avasalladora en la serie frente a San Antonio Spurs, y se puso 2 a 0. Y desde el conjunto texano que tiene entre sus figuras al escolta argentino, Emanuel Ginóbili, ya empezaron a diagramar el plantel de la próxima temporada. 

Los Spurs, dependen de un "milagro" para continuar con vida en los play off frente a los Warriors, ya que caen 2 a 0, y son muy pocos los casos que han logrado revertir el resultado, para luego quedarse con la llave.  Por eso es que el fin de la temporada asuma en un horizonte cada vez más cercano.

Más allá de la "inminente" eliminación y fin de temporada de los Spurs, el retiro de Emanuel Ginóbili inquieta mucho a los directivos de la franquicia, como asi también a su afición, que no tienen en sus dejar que el escolta bahiense se vaya. 

Este martes, en las inmediaciones del estadio AT&T Center, en el que juegan los Spurs, apareció un cartel con un mensaje contundente: Uno más Manu”. Se trata de un homenaje en vida de un fanático para el bahiense, pidiéndole, de paso, que no se vaya al finalizar la actual campaña y que siga un año más conduciendo al equipo de Greg Popovich.

El autor del cartel, de grandes dimensiones, es George Salinas, un abogado local, especialista en lesiones deportivas, dueño de ese espacio cerca de la Interestatal 35 y New Braunfels. “Nadie quiere verlo irse. Hemos visto que todavía tiene algo de combustible en el tanque”, dijo George, en declaraciones reproducidas por My San Antonio, según publicó Clarin.

“Pensé que era una buena manera de hacerle saber que todavía lo quieren, que queremos que se quede”, agregó Salinas. Manu tendrá que decidir si continúa otro año más en San Antonio o si finalmente elige retirarse para pasar más tiempo con su familia. Antes del inicio es de la actual temporada, el bahiense firmó un contrato por dos años, por 2,5 millones de dólares en cada uno de ellos, que finalizará al cierre de la próxima campaña. Pese a eso, no está asegurada su participación en la 2018-2019, en la que ya tendrá 41 años.

Pero la de Ginóbili no es la única situación de incertidumbre en San Antonio. Kawhi Leonard es la gran incógnita. La estrella del equipo jugó apenas 8 partidos esta temporada por una lesión y aún con sus compañeros pidiéndole que regrese este año, se negó a jugar por no sentirse del todo cómodo. Esa decisión puso un manto de dudas sobre su futuro. ¿Estará la próxima campaña o pedirá ser traspasado a otro equipo? Se sabe que no está contento, pero lo único seguro es que aún tiene dos años más de contrato por más de 40 millones de dólares en total. De esos años, uno está garantizado y el otro cuenta con la opción del jugador de liberarse si así lo desea.

Otro con un signo de pregunta sobre su cabeza es Tony Parker. El veterano francés, de flojo nivel en los últimos dos años, finaliza su contrato al cierre de estos playoffs y aunque se estima que renovará para seguir en San Antonio, habrá que ver por cuánto dinero lo hace. Esta temporada cobró poco más de 15 millones de dólares.

Paty Mills, otro de los bases, tiene contrato de larga duración con el equipo. Ganó poco más de 10 millones este año y su salario aumentará casi un millón por temporada hasta el final de la 2020-2021. El australiano tiene un lugar asegurado en el equipo.

Los otros dos jugadores con contratos altos son dos con rendimientos dispares. LaMarcus Aldridge se ganó el cariño de todos al tomar el mando tras la ausencia de Leonard y por eso los 21 millones que ganó en la 2017-2018 están justificados. Aún le quedan otros tres años más en su vínculo, por lo que no hay dudas sobre su futuro.

Diferente es el caso de Pau Gasol, quien cobró 16 millones y aún tiene dos años más por el mismo dinero. El español está por cumplir 38 años y aún no pudo rendir como se esperaba.

Danny Green (30 años) y Rudy Gay (31) tendrán en su poder la decisión de seguir un año más o no. Ambos tienen una temporada más de contrato, pero con la opción de abandonarlo si así lo desean. El de Green es por 10 millones y el de Gay por casi 9.

Todo eso influirá en la búsqueda de nuevos refuerzos. San Antonio no pudo en los últimos mercados de pases a sus objetivos: buscó a Kevin Durant y a Chris Paul, pero no lo consiguió. ¿Irá esta vez por otro hombre de peso? Es posible. Pero a los argentinos le importará más saber si habrá Manu por otro año más en la NBA.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...