Quiénes son los argentinos que murieron en la tragedia aérea de Cuba

No era el primer viaje en avión que hacían juntos y hace un buen tiempo habían planificado sus vacaciones en Cuba. Oscar Hugo Almarás y su mujer Dora Beatriz Cifuentes, las víctimas argentinas de la tragedia aérea de La Habana, vivían en Mar del Plata.

Ella trabajaba de enfermera. El se había retirado el año pasado como tesorero de un banco. “Eran excelentes personas”, los recordó un familiar en las redes sociales.

Almarás fue tesorero de la sucursal bancaria de avenida Luro y La Rioja, en el centro Mar del Plata. Optó por jubilarse cuando Santander Río compró Citibank, aunque había sido tentado para continuar en el puesto.

Cifuentes se desempeñó como enfermera en la Clínica 25 de Mayo, puntualmente en la nursery. Mirta Blanco la recordó en diálogo con Clarín: "Trabajé con ella, compartimos guardias incluso en Navidad. Con Beatriz aprendí el abc de los recién nacidos".

Andrés Cifuentes, sobrino de ambos, les dedicó un posteo en Facebook: "QEPD tío Oscar y tía Beatriz... Gracias por tu último abrazo".

El Ministerio de Relaciones Exteriores, en un comunicado donde informó quiénes eran las víctimas, afirmó: “Acompañamos a las familias de las víctimas en este momento de profundo dolor, que comparten todos los argentinos. El Gobierno de la República Argentina se encuentra profundamente conmocionado por el fallecimiento de los compatriotas".

Una falla en el avión, principal hipótesis

El viernes, un Boeing 737-200 de la aerolínea Cubana de Aviación se estrelló con 110 personas a bordo, pocos minutos después de despegar del aeropuerto internacional José Martí, en La Habana.

Solamente tres mujeres sobrevivieron al accidente, aunque los médicos señalaron que se encuentran en grave estado. Están internadas en el Hospital Calixto García. Tienen traumatismos de cráneo y quemaduras. "Trabajamos para corregir las lesiones sufridas en pos de lograr sus estabilidad, aunque no están exentas de riesgo de vida", dijo este sábado a la estatal Agencia Cubana de Noticias el director del centro médico, Carlos Alberto Martínez.

La aeronave, alquilada a la compañía mexicana Global Air, realizaba la ruta entre La Habana y la ciudad de Holguín. Se precipitó sobre un campo de cultivo, cerca del poblado Santiago de Las Vegas. La tripulación era mexicana.

Según las autoridades aeronáuticas mexicanas, el antiguo Boeing 737 había pasado una verificación en noviembre pasado. Con respecto a las causas, el comunicado sólo señala: “Aparentemente sufrió una falla”.

José Luis, de 49 años, un habitante del entorno del aeropuerto, fue uno de los que vio cuando el aparato se desplomaba. “Yo estaba despachando cerveza y pan en el mercado. De momento veo que sale el avión, da vueltas y abajo, cayó. Todos nos asombramos”, cuenta.

El avión había sido alquilado por Cubana debido a que tuvo que retirar de servicio a varios de sus aparatos viejos debido a problemas mecánicos. El vicepresidente primero, Salvador Valdés Mesa, se encontró el jueves con funcionarios de la aerolínea para discutir mejoras en su servicio, que recibía fuertes críticas.

Global Air, del grupo Damojh, es conocida entre los cubanos por sus frecuentes retrasos y cancelaciones en el servicio. Cubana solía atribuir estos problemas a la falta de refacciones y de aviones a raíz del embargo estadounidense impuesto sobre el país caribeño.

La identificación de las víctimas

Familiares y allegados de las víctimas del accidente aéreo ocurrido en La Habana comenzaron a llegar en las últimas horas a la capital cubana para colaborar en la identificación de las personas muertas.

Ignacio Ramírez, primo de uno de los fallecidos, explicó este sábado a la prensa que les han pedido muestras de ADN para ayudar a las identificaciones y ahora esperan a que termine el proceso que lleva adelante el Instituto de Medicina Legal.

"Mi primo venía (desde Miami, EE.UU.) a buscar a su novia. Llegó anteayer (el jueves) y ayer (viernes) volaba y fue el accidente. Yo estaba esperándolo en Holguín, en el aeropuerto", afirmó en declaraciones que reprodujo la agencia EFE.

Ramírez indicó que iban a analizar muestras genéticas de la madre de su primo fallecido, que "acaba de llegar de Estados Unidos".

"Yo la fui a esperar al aeropuerto, porque ya a mi primo le tomaron la muestra del ADN por la sangre y ahora están comparando", explicó.

El Gobierno de la isla aseguró que la lista completa de ocupantes del avión no se hará pública hasta que no se haya informado a todas las familias de las víctimas cubanas y extranjeras.

Por el momento los únicos nombres difundidos son los de los miembros de la tripulación, de nacionalidad mexicana, y los de las dos víctimas argentinas.

 

Fuente: Clarin 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Nacionales

Últimas Noticias de Informacion General

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...