Víctima de violencia puede perder guarda de sus hijos

Ana Laura Domínguez es una mujer jujeña de 40 años, madre de dos hijos y atraviesa una situación muy delicada por en el ámbito judicial que la obliga a regresar a la provincia de Córdoba, lugar donde nacieron sus hijos y de donde es oriundo su expareja, denunciado por "violencia de género".

Domínguez denunció en más de cuatro oportunidades a su expareja por ejercer violencia en contra de ella y de sus propios hijos. El hombre denunciado contaba con un cerco y restricción perimetral, por lo "violento" que la Justicia cordobesa lo consideró "a medias", y es por ello que la mujer decidió abandonar Córdoba, su trabajo y tomar los medios necesarios para salvar su vida y la de sus hijos.

ANA LAURA DOMINGUEZ

En el mes de mayo, se vino definitivamente a nuestra provincia, luego que su exesposo la amenazara con matarla si ella se quedaba con sus hijos. "Fue en un partido de fútbol de mi hijo mayor, estaba yendo por la playa del estacionamiento hacia el auto y me apareció de atrás, me amenazó de muerte. Lo que hice fue denunciar y proteger ante todo la integridad física de mis hijos y la mía, es por eso que decidí venir a mi provincia, a estar con mi familia".

Días atrás fue notificada por la jueza civil de Segunda Nominación de la ciudad cordobesa de Río Cuarto, Fernanda Betancour, que debe regresar a esa provincia con sus hijos. "Me obligan a que yo abandone a mis hijos en Río Cuarto o me siga sometiendo a la violencia de él", dijo Domínguez a nuestro diario.

Esta situación pone a la mujer en un lugar jurídico más que delicado, porque de desoír al requerimiento de la magistrada cordobesa, incurriría en delito y le pueden quitar a sus hijos a través de la fuerza pública.

"La Justicia de Córdoba me pide que entregue mis hijos a un violento. No estoy dispuesta a que mis hijos y yo sigamos siendo víctimas de un hombre. Mi abogado presentó un recurso de apelación y estamos a la espera de que sea resuelta por la jueza que entiende la causa. Estimo que será en los próximos días, pero si el dictamen no es favorable, no sé que puede pasar con nosotros", dijo la mujer.

Ana Laura Domínguez es licenciada en Psicología y ganó por concurso de méritos un cargo en el hospital "Wenceslao Gallardo" de Palpalá , sus hijos de 6 y 4 años se adaptaron rápidamente en nuestra ciudad, asisten a una escuela y "están muy contenidos por todos mis familiares y amigos. Y desde que estoy acá, el padre de mis hijos no hizo ningún aporte económico que es obligatorio".

Un caso similar

La jueza de Familia de la ciudad de La Plata, Clara Obligado, ordenó que las hijas de la jujeña Belén Galán no pueden salir de la ciudad de Mar del Plata, porque el padre presentó una medida cautelar.

La mujer denunció por violencia de género a su expareja, pero no tuvo otra opción que después de permanecer unos días en nuestra provincia, volver a La Plata hasta que la situación judicial se regularice.

Galán lleva esta “lucha” desde el año pasado y no da brazos a torcer, recientemente consiguió un permiso de 90 días para estar en Jujuy con sus hijas (mellizas), pero en mayo tuvo que regresar, por disposición de la jueza Obligado que entiende la causa.

Lo que todavía no está resuelto por parte de la Justicia marplatense es la denuncia en contra del hombre. Fue denunciado por violencia de género, pero para ese Juzgado parece ser un tema menor, porque solo emitió una orden de restricción perimetral, como medida suficiente para que el victimario no continúe ejerciendo violencia.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...