"Pilo" Mansilla, un testigo que compromete a Sala

En el marco de la "megacausa" que investiga el destino que le dieron al dinero llegado desde Nación para la construcción de viviendas, se presentó en el Juzgado de Control el exdirigente tupaquero Alejandro "Pilo" Mansilla, citado por el juez Isidoro Cruz para que preste declaración indagatoria.

Como se recordará "Pilo" Mansilla y Milagro Sala fueron compañeros de ruta durante muchos años, amigos y cofundadores de la Red de Organizaciones Sociales que supo recibir millonarios contratos para la realización de obra pública en Jujuy,

era integrante de la Organización Social "Tupac Amaru" y muy cercano a la dirigente social Milagro Sala. Tras cortar relaciones decidió estar al frente de su propia organización llamada "La 27" desde la cual cuestionó duramente el accionar de Sala, creándose a partir de ese momento una marcada enemistad.

Según trascendió en aquella época y según declaraciones del propio "Pilo" la pelea fue porque no soportó ver cómo se enriquecía el entorno del matrimonio conformado por Milagro Sala y Raúl Noro, a costa de los dineros que recibían para las obras que debían realizar las cooperativas, cuyos fondos iban a parar a las arcas de la familia Sala-Noro, que se convertían en suntuosos bienes inmuebles o carísimos autos de alta gama y a quienes los llamaba "los nuevos ricos de Jujuy".

Todas estas denuncias habían sido plasmadas en una entrevista concedida al diario Perfil en 2011, y fueron ratificadas el 31 de mayo de 2018 ante el juez de Control Isidoro Arzud Cruz, quien tuvo intervención en la investigación penal preparatoria correspondiente a la causa por asociación ilícita que el 24 de julio próximo tendrá a Milagro Sala, Raúl Noro, y otros 29 imputados, en el banquillo de los acusados en el marco de la causa conocida como "Pibes Villeros".

Empresas del matrimonio

En relación a algunas inversiones en la construcción Mansilla en el contenido de la declaración involucra a la dirigente y a su esposo con una empresa proveedora del Estado que fue allanada el 5 de enero de 2018.

Se trata de Fiad Construcciones, propiedad de Guillermo y Horacio Fiad, cuyas propiedades fueron allanadas y secuestradas en un megaoperativo realizado en distintos puntos de San Salvador de Jujuy.

Según el testimonio de Mansilla ante el juez, esa empresa pertenecía, en los hechos, a Milagro Sala.

El vínculo con los hermanos Fiad habría surgido a partir del parentesco con su esposo Raúl, de quien serían primos.

En uno de los pasajes más sugerentes de su declaración, Mansilla asegura que cuando comenzó la relación comercial entre las cooperativas que dirigía Sala y los Fiad, la empresa tenía "sólo dos camioncitos", y posteriormente pasó a contar con un parque automotor envidiable.

También hizo referencia a manifestaciones del gobernador Gerardo Morales quien había señalado en la oportunidad de los allanamientos que la empresa tenía mejores máquinas que el Estado provincial.

Además, Mansilla los acusó de facturar por duplicado: Fiad Construcciones les cobraba, según el dirigente, las mismas obras a las cooperativas de Sala y al Estado provincial.

"Guillermo y Horacio Fiad son familiares de Raúl Noro (...) tuvieron una reunión para comenzar a alquilar camiones a la Tupac, después comenzaron a hacer obras para Infraestructura, le facturaban al Estado y la Tupac, yo reclamé eso, Fiad llegaba a la casa de Milagro cada 15 días en vehículos nuevos, Mercedes Benz, el ‘Gringo’ Huésped empezó a trabajar con él", asegura Mansilla en otro pasaje de su declaración.

Exfuncionarios involucrados

La declaración del exdirigente consta en el expediente de la causa, y Mansilla podría ser uno de los testigos durante las audiencias del juicio en el marco de la primera causa por corrupción por la que será juzgada Milagro Sala.

Los fondos a los que Mansilla hace referencia corresponderían a los programas de obra pública que fueron destinados a Jujuy por el Gobierno nacional, a través de convenios celebrados con el entonces gobernador Eduardo Fellner.

El mecanismo de operación descripto por el dirigente es el mismo señalado por los fiscales en el otro gran expediente por corrupción que involucra a Milagro Sala: la "megacausa". Mansilla podría convertirse en un testigo clave también en esa causa.

Valiosas propiedades

“Milagro Sala usaba los fondos para beneficio personal”, fue una de las primeras afirmaciones de Alejandro “Pilo” Mansilla ante el juez Isidoro Arzud Cruz. 
El testigo señaló con precisión nueve inmuebles con los que se habrían beneficiado los integrantes de la familia Sala-Noro, los que fueron detallados de la manera que se detalla ahora. 
Una casa en el barrio Ciudad de Nieva para Sonia Sala, hermana de Milagro. 
Una casa para los padres de Milagro Sala frente al estadio Federación de Básquet, en pleno centro, calculada en un valor cercano a $ 2.500.000. 
Una casa en barrio Cuyaya para el hermano de Sala, en diagonal a la suya, sobre calle Gordaliza (donde fue detenida). 
Una casa para la exmujer de Noro, de apellido Ritzer, también en Cuyaya. 
Una casa en Maimará, a nombre de su hija Claudia Chorolque. 
Departamentos para los hijos de Raúl Noro. 
Una casa a nombre de Federico Noro, en un barrio privado cerca del dique La Ciénaga. 
Esta propiedad se la habría comprado a un exfuncionario. 
Un departamento para Guillermina Noro, hija de Raúl.
La casa que Milagro Sala y Raúl Noro compartían en el barrio Cuyaya. 
Estas declaraciones las formuló en el marco de la “megacausa” que tiene a Milagro Ángela Sala de Noro, su esposo Raúl Noro además de funcionarios nacionales, entre ellos Julio De Vido, José López y numerosos funcionarios de la gestión anterior.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...