"No hay posibilidad de una  megacrisis o de un default"

El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, aseguró ayer que no existe "posibilidad" de que la Argentina vaya a sufrir una "mega crisis" o caer en el impago de su deuda externa.

 

El martes, el Gobierno anunció un paquete de medidas para achicar el déficit fiscal y frenar la suba del dólar.

"No hay ninguna posibilidad de una mega crisis. No hay posibilidad de default. Trabajamos todos los días para que no suceda", dijo el funcionario al expresarse sobre la situación económica y financiera del país.

 

El ministro de Hacienda dijo que el Gobierno es consciente de la situación por la que pasan millones de argentinos que tienen dificultades para llegar a fin de mes y se quejan por la situación económica.

"Sabemos que hay mucha gente a la que le cuesta llegar a fin de mes, que está sufriendo, que la está pasando mal y que le gustaría que vayamos más rápido en solucionar los problemas que datan de 70 años", dijo el ministro en declaraciones al canal América.

Según dijo el funcionario, el Gobierno tiene "una responsabilidad muy grande que es evitar una mega crisis en la Argentina como la que ya vivió el país en 2001".

Dujovne responsabilizó al kirchnerismo por la situación en la que se encuentra la Argentina porque "destruyó la infraestructura, las reservas del Banco Central, el marco institucional y la Justicia".

En esa línea de pensamiento, Dujovne dijo que la crisis internacional le pegó a la Argentina este año más fuerte que a otros países porque el Gobierno no había terminado de corregir los "desbalances muy grandes" que heredó Cambiemos.

En segundo lugar, el funcionario señaló que el tamaño del mercado de capitales de la Argentina es "diminuto", después de "muchísimos años con inflación muy alta y cepo a la compra de dólares", lo que expone más al país a la volatilidad global.

Dujovne consideró que la Argentina se está adaptando a una nueva situación internacional y señaló que desde marzo se está atravesando un conjunto de shocks que "nos han afectado muy fuerte".

"La Argentina depende crucialmente del sector agropecuario en sus exportaciones y la sequía que tuvimos este año fue la más grande en los últimos 50 años", argumentó.

Otro día de tensión para el dólar que llegó a los 30,68 pesos 
En otro día caliente, el dólar recuperó ayer 30 centavos y cotizó a $30,68 para la venta, el nivel récord del lunes, pese a que el Banco Central jugó fuerte y realizó tres subastas en las que se desprendió de reservas por US$781 millones, en un intento por frenar la corrida que sacudió a la plaza.
De acuerdo con el promedio realizado por el Banco Central, el dólar terminó, en promedio, a $29,62 comprador y $30,68 vendedor, recuperando los 30 centavos que había cedido el martes y quedó así en una marca histórica, con una devaluación que ya superó el 63% en el año.
De acuerdo con lo informado por la entidad monetaria, se realizaron tres subastas a lo largo del día en las que ofreció US$ 1.600 millones, de los cuales fueron adjudicados US$ 781 millones, que se suman a los US$ 200 millones del día anterior.
La entidad que conduce Luis Caputo apareció en el mercado a las 11:15 para ofrecer US$ 800 millones, en la segunda operación, ofreció US$ 500 millones de dólares y en la tercera y ya sobre el cierre del mercado, ofertó US$ 300 millones, de los que adjudicó 230 millones, con un valor promedio de $ 29,95.

Impresionante pérdida de las reservas 
Las reservas del Banco Central registraron hoy una fuerte caída de US$1.617 millones y se ubicaron en US$ 54.641 millones.
En lo que va de agosto, la entidad que conduce Luis Caputo perdió US$3.355 millones y en el año la caída se ubica en US$ 414 millones, ya que a fin de 2017 estaban en US$55.055 millones.
Según informó la entidad, la variación de las divisas frente al dólar, los títulos externos y otros instrumentos financieros que forman parte de las reservas arrojaron un saldo negativo de US$122 millones.
En el mercado de cambios, el Bcra realizó tres subastas por un total de US$781 millones y efectuó pagos a organismos internacionales por US$ 11 millones y un pago por operaciones cursadas a través del sistema SML por US$ 3 millones.
“Vamos a vender dólares en la medida que nos demanden dólares”, prometió durante esta semana el jefe del Central, y admitió que “es muy importante que el mercado de cambio se normalice”.
El Central dio a conocer el lunes una serie de medidas para frenar la corrida del dólar y lograr una eliminación gradual del stock existente de Lebac.
Con este nuevo valor de 30,68 pesos, la moneda nacional se devaluó 1%.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...