Para el PJ, “Argentina afronta una situación de extremo peligro”

El Partido Justicialista realizó, este jueves en la tarde, un plenario nacional en el que exhibió incorporaciones de provincias que no venían participando de la vida partidaria. El peronismo, de esta manera, busca dar un mensaje de fortaleza y exhibió a los vicegobernadores de Tierra del Fuego, Juan Carlos Arcando; de Chaco, Daniel Capitanich; y de San Juan, Marcelo Lima; tres provincias que venían moviéndose en la órbita del Peronismo Federal y que ahora, tras el fin de la intervención, habrían saltado el cerco. Por el contrario, Córdoba de Juan Schiaretti, Salta de Juan Manuel Urtubey, Entre Ríos de Gustavo Bordet y Tucumán de Juan Manzur continúan por fuera del frente que prepara el PJ Nacional en alianza con Unidad Ciudadana, la fuerza de Cristina Kirchner.

Por Entre Ríos, sí estuvo el exgobernador Sergio Urribarri, quien tiene ganas de volver a gobernar su provincia con el impulso del kirchnerismo, pero se vería impedido porque la carta constitucional de la provincia impide un tercer mandato. En la sede de Matheu 130 también se produjo el regreso del senador Adolfo Rodríguez Saá, quien a diferencia de su hermano Alberto, había dejado hace tiempo de ser un “habitué” de las reuniones en la tradicional casa del peronismo del barrio de Balvanera. Del plenario también participaron el presidente del PJ bonaerense, Gustavo Menéndez, la intendenta de La Matanza, Verónica Magario, diputados nacionales como Agustín Rossi y Daniel Filmus; el titular del PJ jujeño, Rubén Rivarola, los gremialistas Omar Plaini, Antonio Caló, Víctor Santa María y Ricardo Pignanelli y el excanciller Jorge Taiana, entre otros.

A través de un comunicado expresaron que: “Vemos que Argentina afronta una situación de extremo peligro por culpa de malas decisiones de Gobierno, que la pone al borde de un abismo con consecuencias políticas, económicas y sociales inimaginables, donde los índices de pobreza e indigencia trepan mes a mes; al igual que la inflación, que consume el poder de compra de los asalariados, jubilados y beneficiarios de ayudas sociales; la presión tributaria ahoga a productores, empresas y comercios; los aumentos tarifarios y de servicios públicos ponen a las familias en la disyuntiva de pagar o poner un plato de comida en la mesa; y a todo esto, las autoridades nacionales decidieron que recurrir a las recetas de ajuste ya fracasadas del Fondo Monetario Internacional.

La eliminación del Fondo Federal Solidario (FFS) es una clara medida de ajuste despiadado que el Gobierno Nacional toma a costa de los ingresos de provincias y municipios, vulnerando el federalismo consagrado en nuestra Constitución Nacional. Este ensañamiento contra provincias y municipios nos compromete a trabajar más que nunca para lograr la unidad parlamentaria de los bloques Peronistas de las legislaturas: provinciales, municipales y nacional, y sobre todo de los bloques Justicialistas del Senado de la Nación, donde están los representantes legítimos de las provincias.

Mientras estas cosas ocurren se distrae al pueblo con una novela con aires de burlesque, ocultando y mintiendo, cuando se impone conocer toda la verdad, pero ello supone respeto de la legalidad y el sometimiento a jueces naturales, imparciales y ajenos a enemistades manifiestas o intereses económicos y políticos, que persiguen la intención de algunos sectores judiciales y mediáticos de servir a estrategias geopolíticas dirigidas a proscribir y perseguir dirigentes políticos, sociales y sindicales de la oposición.

La Justicia debe investigar en el marco de la Constitución Nacional, sin atropellos ni shows, respetando las garantías y el debido proceso para todos los ciudadanos, porque vemos con preocupación que se está relajando el Estado de Derecho.

Esta estrategia no es muy distinta a la que sometieron al General Perón y al Peronismo luego del golpe de septiembre de 1955: estigmatización de la dirigencia, calumnias sistemáticas contra sus principales referentes, causas judiciales inventadas, persecución política y medios de comunicación cómplices; se han escrito libros sobre este accionar. Todo ya está inventado, y desde hace más de 60 años.

Hoy van contra Cristina Fernández de Kirchner, pero en realidad van contra el Peronismo, que es el único partido político de oposición que tiene este Gobierno, y desde que Mauricio Macri se hizo cargo de la Presidencia de la Nación viene señalando con exactitud los errores que se están cometiendo, advirtiendo que de continuar con las políticas adoptadas, Argentina va camino a una crisis de proporciones y magnitud de la que nos va a costar muchos años volver a encaminar el rumbo.

Esta situación nos obliga a trabajar duramente para encontrar los consensos necesarios para lograr la unidad del Peronismo, porque nuestro adversario o enemigo no está dentro de nuestro movimiento, está en el Gobierno Nacional; por eso, hoy más que nunca, los Peronistas debemos poner en práctica nuestro apotegma de: primero la Patria, después el movimiento y por último los hombres.

El claro y contundente triunfo del Frente electoral en Santiago del Estero del último domingo, ganando en 25 de los 26 Departamentos nos marca el camino a seguir, allí, el Justicialismo unido junto a sus aliados lograron el apoyo masivo del pueblo santiagueño que ratificó su confianza en sus gobernantes.

Por ello, desde esta Reunión Plenaria del Consejo Nacional del Partido Justicialista, junto a los miembros de la Mesa de Acción Política emanada del Congreso Nacional del PJ y los Presidentes del PJ de cada uno de las provincias del país, advertimos que el modelo aplicado por el Gobierno Nacional está agotado y se impone un cambio el rumbo, caso contrario, deberá hacerse cargo de la situación a la que someterá al pueblo argentino y asumir las consecuencias".

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...