Brillos y sombras, logros y deudas en el "Jallalla Warmi"

TILCARA. Cuando, en la noche del sábado, las artistas presentes subieron al escenario para cantar juntas, empezaba a cerrarse la cuarta edición de "Jallalla Warmi", una puesta artística desde la mujer. La alta calidad de las jornadas, que se llevaron a cabo en el Salón Municipal de Tilcara, pero también los inconvenientes que debieron enfrentar, señalan la misma necesidad de este espacio. Por ello conversamos con Cristina Paredes y Micaela Chauque, sus gestoras.

 

Compositoras, intérpretes y cantoras populares de Santiago del Estero, Tucumán, Salta y Jujuy se reunieron en Tilcara.

Paredes comienza por decirnos que "han sido muy emocionante estas dos noches que vivimos, porque el sentido de fortaleza ha crecido con las mujeres que se suman. La calidad del espectáculo que se brinda es tremenda, así que el ‘Jallalla Warmi‘, como propuesta que se da cada enero en Tilcara, va mejorando", a lo que Chauque agrega que "las propuestas que se fueron sumando tienen un alto nivel musical. Vinieron artistas de muy buena calidad y las chicas de acá prepararon también muy bien su espectáculo".

Chauque resalta que "se han presentado más instrumentistas, cuando en ediciones anteriores había más cantantes. Tuvimos excelentes flautistas, directoras de orquesta, gente muy capacitada. Es más equilibrado, muchas formaciones musicales diversas", por lo que Paredes habla de "esta lucha por visibilizar a la mujer artista. Para el artista ya es un esfuerzo llegar a los escenarios, y más para la mujer. Eso siempre nos costó mucho, ganarse un espacio en cualquier espacio de la vida".

Chauque nos dice que "cada año tenemos metas específicas, como hablar de la mujer indígena, la mujer multifacética, y este año tiene más que ver con la mujer artista porque pedimos más espacios en los festivales. Pero hicimos estas dos noches sin ningún apoyo oficial, y surge un festival al que se le brinda todo desde la Provincia y desde la Municipalidad, y no hay mujeres en la programación".

ORGANIZADORAS / CRISTINA PAREDES Y MICAELA CHAUQUE IMPULSARON LA PROPUESTA BAJO EL LEMA "POR MÁS MUJERES EN LOS ESCENARIOS"

Paredes dice que "todos los años tenemos que venir a pelear hasta el último minuto para que te dejen actuar tranquila. Tendríamos que estar preocupados por los ensayos, y tenemos que estar tras la policía porque el salón que nos brinda la Municipalidad no está habilitado por bomberos. Entonces vas a avisar que realizas un encuentro, y no lo habilitan, pero el tema es que en el Salón Municipal se hacen propuestas todo el año".

Agrega que "el Concejo Deliberante nos declaró de interés cultural, y no se podía entender por qué se ensañaron con nosotros. Lo querían suspender. Nos querían dejar sólo hasta cierta hora, nos dieron media horita más, y resultó de 20 a 22.30, un tiempo insuficiente para que participemos todas. Es algo que hacemos a pulmón, autogestivo. Nos tenemos que hacer cargo de sonido y luces, que del año pasado nos quedaron debiendo de la Municipalidad el sonido".

Chauque dice que "no es un problema del Jallalla, porque estamos organizando el encuentro de la misma manera todos los años, y creo que no nos estamos equivocando. Recibimos apoyos de muchos lugares, tanto en la provincia como en el país. Creo que no ven la dimensión que tiene esta actividad de chicas. Y eso se extiende a las grillas de los festivales, donde parece que les cuesta hacer tratos con mujeres, les cuesta pagar lo mismo, parece que a las autoridades les cuesta hablarnos".

Dice que "no es lo mismo si voy a pedir un espacio que si le pido el favor a un amigo. No hay un trato de igual a igual con una artista mujer y un artista hombre, y es en general, es entre colegas y con autoridades, y el objetivo de esta edición fue visibilizar ese problema. Nosotras queremos hacer un trato cordial con todos, no es para enfrentarse, sino que queremos una solución". Cristina Paredes suma que "no es cuestión de pelearle a los varones, el machismo les cuesta mucho hasta a las mujeres mismas. Otros años hemos tenido más acompañamiento, pero los dos últimos años nada. Es como un ninguneo".

Micaela agrega que "si el público paga por asistir al Jallalla, es porque quiere escucharnos a cada una de nosotras, quieren vernos. Ese es nuestro orgullo, y va a seguir todos los años. Artísticamente, y eso lo noté en las dos noches, hay mucha variedad, propuestas distintas, voces distintas, capacidades diversas. Nos une el género, pero cada una tiene un desarrollo y despliegue diverso, y eso se refleja en la obra de cada una".

Y cierra diciendo que "quienes toman las decisiones sobre las carteleras de este verano, están a tiempo de acercarse y comunicarse con cualquiera de nosotras. Se puede cambiar e incluir propuestas artísticas muy diversas entre las mujeres de la región, y es algo que se extiende a todo el país. Para la edición del 2020 pensamos en tener una propuesta más larga, ya sea con más horario o con más días. Estamos hablando de un festival que está dando que hablar".

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...