"Hay que desmitificar que las pantallas dañan la vista"

La exposición a las pantallas es cada vez más frecuente y una situación constante en la vida cotidiana, por cuanto están presentes en numerosas herramientas tecnológicas fundamentales para el trabajo, la escuela, y diversos ámbitos de la vida diaria. Existe la creencia que la exposición a las pantallas provoca daño visual, sin embargo, esto parece ser solo un mito. Así lo confirmó el presidente de la Sociedad de Oftalmología de Jujuy, doctor Ernesto Ferrer (MP 1004), quien remarcó que las pantallas en sí no provocan daño, aunque señaló que es necesario tomar ciertos recaudos a la hora de utilizarlas.

Tanto las personas adultas como los niños se exponen permanentemente a las pantallas, ya sea al usar televisores, celulares, computadoras, tablets u otro elemento, y muchas veces se cree que esto provoca daños severos en los ojos, sin embargo, haciendo un uso adecuado de las mismas, no deberían implicar complicaciones.

Según explicó Ferrer, las pantallas en sí no producen daño, "hay que desmitificar que las pantallas producen daño porque no emiten radiaciones que puedan afectar al ojo". Sin embargo, aseguró que hay que tener ciertos recaudos para hacer un uso adecuado de estas, como por ejemplo mantener una distancia considerable de entre 30 y 40 centímetros entre los ojos y la pantalla.

Respecto al tiempo de uso, para los niños recomendó un máximo de una hora diaria, en tanto que quienes las utilizan por varias horas seguidas, ya sea por estudio o trabajo, recomendó hacer descansos. "Cada 2 horas frente a la pantalla, lo recomendable es descansar 20 minutos y en ese descanso evitar fijar la vista, no escribir, lo ideal es relajarla. Cuando estamos frente a la pantalla y se fija la vista, el parpadeo disminuye y por lo tanto hay menor humectación de la córnea, y eso es lo que provoca ardor, picazón, dolor, es por eso que hay que relajar la vista para favorecer la humectación", sostuvo.

Otro aspecto importante es adecuar la pantalla a la comodidad de cada persona, es decir, regular brillo, contraste, nitidez y demás aspectos según la necesidad de cada uno. "Las pantallas tienen la particularidad de que se pueden adecuar a cada usuario, incluso según la luz del ambiente, si es de día, de noche" dijo y recomendó "evitar exponerse a las pantallas en oscuridad, con todas las luces apagadas, porque eso requiere fijar aún más la vista".

Ferrer aclaró también que es necesario contar con buena iluminación en el ambiente, preferentemente luz fría especialmente para la lectura.

Anteojos de “emergencia”

Otro tema importante que abordó el presidente de la Sociedad de Oftalmólogos de Jujuy, es el uso de los anteojos conocidos como “de emergencia”.

Se trata de anteojos de aumento que usualmente comercializan las farmacias y sirven para “salir del paso” en casos en que se hayan extraviado los anteojos recetados por el oftalmólogo o que por algún motivo se los requiera y la persona no cuente con ellos en el momento. Al respecto, Ferrer aclaró que se los puede utilizar pero solo en caso de emergencia. “Son lentes muy malos, no están tallados como corresponden, no tienen filtros, y fundamentalmente se los ofrece para leer” dijo y aclaró que “se los puede utilizar excepcionalmente, pero no es recomendable usarlos permanentemente; si se necesita un anteojo con aumento cada paciente debe hacer la consulta con el profesional para que le indique la graduación correspondiente”, remarcó el oftalmólogo.

Crecen las consultas por los niños

Ferrer remarcó que hay mayor conciencia por parte de los padres en torno al cuidado de los ojos de los niños y se nota un incremento en las consultas. “Sobre todo cuando llega el verano o durante el inicio de clases los padres vienen al consultorio a hacer la consultas” dijo el profesional y explicó que a partir de esto hay un mayor diagnóstico de patologías, lo que permite hacer un tratamiento a tiempo y evitar un mayor deterioro visual.

Según consideró, este incremento de las consultas preventivas se debe a las numerosas campañas de concientización que se realizan a través de los medios de comunicación y la difusión de la importancia de realizarse chequeos por lo menos cada año o año y medio, y más aún si se trata de la salud visual de los más pequeños.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...