Dentro de un juguete transportaba más de un kilo de cocaína

Ante cada perfeccionamiento de las fuerzas para combatir el narcotráfico, siempre aparece una manera diferente de ingresar estupefacientes. Algunas más novedosas que otras, pero siempre buscando burlar la seguridad. Tal como pasó en la Terminal de Omnibus de La Quiaca, donde el personal de Gendarmería apostado en la zona, procedió al secuestro de más de un kilo de cocaína y la detención de un hombre. Lo llamativo fue que la droga se transportaba embalada dentro de un juguete.

En el marco del operativo "Terminales seguras", el personal apostado observó a un hombre que transportaba un bulto tipo encomienda, a quien se lo interceptó y solicitó la documentación personal. El hombre dio un DNI argentino, pero no coincidía con su persona y ante la notable actitud sospechosa se lo trasladó en presencia de testigos. Tras abrir el mencionado bulto, se encontraron con un juguete de plástico que contenía acondicionado en su interior un paquete rectangular compactado que tras las pruebas dio como resultado cocaína.

El peso de la droga alcanzó más de un kilo, haciendo un valor de aproximadamente 470 mil pesos.

El hombre quedó detenido bajo el cargo de transporte de estupefacientes en concurso real por tenencia de documento ajeno.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...