Ucrania abre un nuevo capítulo de su historia

Ucrania abrió este lunes un nuevo capítulo de su historia tras el triunfo del cómico Volodimir Zelenski en las presidenciales del domingo, que tendrá que enfrentarse a la corrupción, a los problemas económicos y a la guerra en el este del país.

Volodimir Zelenski tendrá que formar un equipo de gobierno y tomar decisiones a pesar de que no tiene mayoría parlamentaria.

A pesar de las dudas sobre su capacidad de gobernar, Zelenski, un conocido actor y humorista de 41 años, logró el 73,1% de los votos en la segunda vuelta frente al 24,5% para el presidente Petro Poroshenko, según resultados casi definitivos.

Se trata del sexto y más joven presidente de Ucrania desde su independencia y recibió felicitaciones del mundo entero, incluyendo las del presidente estadounidense Donald Trump y del francés Emmanuel Macron por teléfono.

Su programa no es muy preciso, a pesar de que promete seguir el rumbo pro-occidental que lleva el país desde 2014, y sin mayoría en el parlamento Zelenski no lo tendrá fácil. Su investidura está prevista a principios de junio.

"La gente ha demostrado que quería algo nuevo, cambios", dice Karina, de 28 años, en las calles de Kiev este lunes, asegurando estar "agradablemente sorprendida" por Petro Poroshenko, que reconoció de inmediato su derrota.

"Pensaba que habría fraudes, que intentaría por todos los medios quedarse en el poder. Y al final tuvimos las elecciones más honestas de la historia de Ucrania", asegura.

Los observadores internacionales entregarán este lunes su informe sobre la segunda vuelta pero la primera ya fue considerada como ejemplar, en un país que vivió dos revoluciones en menos de tres décadas de independencia.

En una carta conjunta dirigida a Zelenski, los presidentes del Consejo Europeo, Donald Tusk, y de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, subrayaron "el fuerte apego a la democracia y al estado de derecho que el pueblo de Ucrania demostró a lo largo de todo el proceso electoral".

Por su parte, la canciller alemana Angela Merkel felicitó al nuevo presidente y esperó que sea posible "la estabilización de Ucrania y la resolución pacífica del conflicto".

La amplia victoria de Zelenski demuestra el rechazo de los ucranianos a los políticos veteranos como Poroshenko, de 53 años, que logró acercar el país a Occidente pero fue incapaz de aumentar el nivel de vida en el país, uno de los más pobres de Europa.

Poroshenko tampoco logró poner fin a la guerra con los separatistas prorrusos, que dejó 13.000 muertos en cinco años, ni atajar la corrupción.

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Internacionales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...