¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

26°
23 de Abril,  Jujuy, Argentina
PUBLICIDAD

Los invisibles de nuestra sociedad

Viernes, 19 de julio de 2019 17:19

Por Jorge Hiruela - presidente de la fundación "Manos Abiertas"

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla

Por Jorge Hiruela - presidente de la fundación "Manos Abiertas"

A lo largo de la historia y sin importar la ciudad a la que nos refiramos, la gente en situación de calle ha sido siempre un problema complejo sin solución. Si bien, requiere nuestra atención durante todo el año, en épocas invernales es cuando más cuidado se le debe brindar ya que corren riesgos ciertos de morir de hipotermia por las bajas temperaturas.

Los motivos por los que no tienen techo son múltiples y de los más variados, sumándose en la gran mayoría adicciones múltiples, como el consumo de drogas. El problema nos debería afectar a todos, pero la gran mayoría se niega a verlo.

Los invisibles de nuestra sociedad caminan, comen, duermen y se higienizan en la calle sin despertar la reflexión de la comunidad en su conjunto. Estas personas vulnerables, con absoluta falta de capacidad para presionar al sistema, se nos presentan a diario en las calles de la ciudad. La gran mayoría sigue caminando sin siquiera mirarlos, sin embargo, existen personas y organizaciones que día a día, desinteresadamente, los identifican y los reconocen como pares, como hermanos, dejando de lado la indiferencia y los prejuicios, y se ocupan en brindarles contención. Vivimos épocas de mucha conectividad, pero poca cercanía emocional. Empezar a visibilizar a las personas que más sufren es nuestro desafío. Acompañar su proceso e incorporarlos al sistema, nos acercará a una sociedad más justa e inclusiva.

Trabajar desde el voluntariado acompañando al Estado se vuelve una necesidad en estos tiempos. Estemos atentos, los que sufren no están tan lejos. A pesar de que estemos en la estación más fría del año, mantengamos la primavera en nuestros corazones. Ellos nos necesitan, los invisibles de nuestra sociedad.

En "Manos Abiertas" encontré cosas nuevas y muy lindas, aun así, quisiera que sigamos avanzando y mejorando en todo lo que se pueda. Soy ingeniero y estoy acostumbrado a los números y estadísticas, pero acá me pregunto ¿cuántos corazones estamos acompañando? Aunque sea uno solo es muy importante porque a ese corazón le cambiamos la vida. Nuestro lema es el uno a uno, por eso entregamos amor a todo aquel que lo necesita para que se sienta parte de nuestra familia.

Mientras esto siga adelante y avance es un triunfo de toda la institución y de la sociedad que nos colabora.

 

Temas de la nota