Llaman a voluntarios para ayudar a niños y adultos

"Sí Pueden" y "Recorridas Nocturnas" se llaman las dos propuestas que promueve en la sociedad jujeña la Fundación "Sí", ambas están orientadas a la solidaridad hacia aquellos que sufren contextos de pobreza u otros flagelos. Para colaborar con estas acciones llaman a la comunidad a que se sume.

 

Los interesados en sumarse pueden comunicarse al: 381- 5391778, a la página de Facebook: Fundación Sí Jujuy.

 

El programa "Sí Pueden" promueve la inclusión social de contención para niños y adolescentes a través del cual se realizan talleres donde se trabaja la autoestima con la intención de crear un vínculo con los chicos y así ir tratando diferentes problemáticas que ellos padecen.

El mismo funciona en el comedor "2 de Abril" del barrio Malvinas Argentinas, situado en esquina Juan Pablo II y Roberto Uzqueda, y se desarrolla los días sábados de 10 a 12.

Mientras que en las "Recorridas Nocturnas" buscan compartir momentos de amistad y contención con personas que se encuentran en situación de calle, "es una invitación a salir al encuentro con el otro, una invitación a compartir en un mundo lleno de miedos. Las recorridas son un llamado a conectarnos en la calle con personas que han sido víctimas de un mundo que en su momento decidió mirar para otro lado y se encuentran desoladas", mencionó Carolina del Corro Álvarez Prado, referente de la institución, en diálogo con El Tribuno de Jujuy.

Los miércoles y domingos desde calle Otero 232 a las 20.30 salen por diversas arterias capitalinas buscando a quienes no tienen un hogar.

Sobre la ong, la voluntaria sostuvo que "somos una fundación a nivel nacional con sede en Jujuy sin fines de lucro ni apoyo del Estado que se mantiene con donaciones de particulares, instituciones privadas y empresas con más de 2.300 voluntarios con 47 sedes en todo el país".

Respuestas al dolor ajeno

Ante este flagelo, ante el dolor ajeno de decenas de jóvenes y adultos que piensan no encontrar el rumbo, los jóvenes de la fundación donan tiempo, dedicación, compromiso y cariño para que de a poco puedan superar sus problemas.

Los voluntarios piensan en ellos y los contienen. Por eso cada noche los visitan llevándoles lo que más necesitan: amor.

Les llevan alimento que es muy importante porque muchos de ellos consumen grandes cantidades de alcohol a diario, pero más necesario es una charla amena, un fuerte abrazo y hacerles saber que, a pesar de los golpes de la vida, hay personas que los quieren ver en mejores condiciones.

Además, colaboran con ellos mediante trámites hospitalarios, de documentos y trámites en general. Tratan de ayudarlos a que tengan todo en regla a fin de que en algún momento salgan a buscar trabajo.

Cada noche, los voluntarios se encuentran con un sinfín de historias tristes y realidades que desean mejorar o al menos aliviar.

Los voluntarios de la fundación indicaron que muchos de ellos tienen un hogar y una familia, y que algunos vuelven a su casa y se quedan allí por días, pero no se comportan bien por eso deben volver a la calle.

Sobre la situación de estas personas remarcaron que algunos hombres viven hundidos en constantes recaídas. Por semanas se recuperan y vuelven a sus hogares, disfrutan de su familia, pero al tiempo, la adicción vuelve y los golpea nuevamente. Entonces regresan a las calles y dejan a su familia por el deseo de consumir alcohol.

La mayoría tiene problemas de alcoholismo y son mayores de 40 años. Pero hay zonas como por ejemplo en la exterminal donde hay jóvenes de no más de 30 años que consumen otro tipo de drogas.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...