Consiguió abrir su camino como ingeniero en Estados Unidos

David Nicolás Espinoza, es jujeño, vivió en San Salvador de Jujuy hasta los 17 años donde cursó sus estudios primarios y secundarios en el Colegio Del Salvador, y después eligió como carrera Ingeniería Civil en la Universidad Nacional de Córdoba. Se recibió de ingeniero civil y actualmente vive en Austin, capital del estado de Texas en Estados Unidos, y ofrece su ayuda a quienes con estudio y esfuerzo desean tener otras oportunidades fuera del país.

En sus comienzos universitarios, a la par de estudiar comenzó a trabajar en el laboratorio de geotecnia en la Facultad de Ingeniería de Córdoba y en ese momento empezó a relacionarse con gente que trabajaba en investigación. Por contacto de Víctor Rinaldi, su profesor de tesis en Córdoba, consiguió abrir su camino porque tenía la idea de irse fuera del país pero no sabía cómo empezar.

Ese profesor y mucha gente de Córdoba lo ayudaron porque en ese laboratorio había muchos chicos que habían salido afuera a hacer un máster o un doctorado y le hicieron contacto con la universidad que está en Atlanta, el Instituto Tecnológico de Georgia, adonde se fue en el 2006. De manera que apenas terminó su carrera se fue allí, destacando la ayuda que obtuvo de la gente de Córdoba porque esos docentes le mostraron el camino. Desde el paso inicial para el cual hizo lo que le dijeron, continuó en Georgia donde hizo un máster y un doctorado en Ingeniería Civil con énfasis en Geotecnia, que es la ingeniería que estudia deformaciones y tensiones en rocas y suelo.

Por ejemplo, explicó, "sirve para hacer las sedimentaciones de edificios, de grandes estructuras, diques, etc". En ese momento comenzó a trabajar en recursos naturales a gran profundidad como el trabajo en petróleo o inyección de algunos desechos industriales a alta profundidad. Por tanto, su tesis doctoral se basó en dos puntos, "uno, en recuperar gas natural no convencional, y el otro en inyectar el dióxido de carbono que se genera en plantas de energía, en lugar de tirarlos a la atmósfera para causar un gas invernadero. Es inyectarlo bajo superficie para no tener calentamiento global". Por eso se fue concentrando un poco más en esa área que es la ingeniería de petróleo.

Su llegada a Austin

Después que terminó su doctorado, decidió hacer una estancia posdoctoral en Francia de dos años, del que explicó que "allí trabajé también en temas relacionados a gas natural e inyección de dióxido de carbono con propósitos ambientales. Me cansé del frío de París porque se hacía muy largo el invierno y decidí cambiar de destino y comencé a averiguar en Argentina y otros lugares. Con mi postulación se me dio la oportunidad y la entrevista donde me ofrecieron ser profesor asistente en la Universidad de Texas, ubicada en Austin, capital del Estado y una de las cuatro ciudades más grandes de Texas y es donde resido hace seis años". Llegó al Departamento Petróleo y geosistemas de esa universidad, del que señala: "Creo que tuve mucha suerte porque es uno de los Departamentos más grandes de ingeniería de petróleo en el mundo".

“Hay muchas oportunidades”

Al margen de la entrevista, Nicolás aprovechó para dirigirse a los lectores y motivar a quien quiera seguir estudiando, sobre todo en el área de Ingeniería, decirles que “hay muchas oportunidades, que es una de las mejores formas de sacar el país adelante con tecnología, ciencia y desarrollo tecnológico. Y para llegar ahí, primero hay que estudiar una carrera de grado y muchas veces también para estar al frente de la parte tecnológica, hay que especializarse más por medio de una maestría o un doctorado”.

“Por ejemplo este paso que yo tuve hacia el exterior fue gracias a la gente que conocí en Córdoba porque ellos me enseñaron qué era una maestría o un doctorado, cómo se postulaba, cómo era el sistema fuera de Argentina. Si yo pudiera ayudar a algún joven lector interesado en esta área, que me contacte, a mi twitter que es @dnegeomechanics donde yo comparto las cosas que estamos haciendo y también es como un medio de comunicación con la comunidad”, indicó.

“Así que los chicos que estén interesados en hacer una maestría o un doctorado si los puedo ayudar en algo voy a estar muy contento. Tienen que saber que si uno está bien formado, la educación exterior es gratis. Trabajé en investigación y con eso me pagué mis estudios con mi sueldo”, finalizó.

Visita otros lugares del mundo 

Mientras desarrolla su labor en EE UU no deja de viajar porque le gusta mucho, y el último viaje que realizó fue en bicicleta desde Holanda hasta Suecia junto a su amigo Federico Zamar, otro jujeño que también vive en Texas. Al respecto comenta que le gusta visitar otros lugares, conocer otros países con lo que “trato de educarme un poco más y entender a la gente de todo el mundo”. En ese cometido, de Latinoamérica conoció países tales como Bolivia, Paraguay, Chile, Brasil, Colombia, Ecuador, México, Panamá, un poquito de Costa Rica al que volverá próximamente. Del Norte de Estados Unidos conoce bastante pero le falta ir a Canadá, dice. De Europa fue a España, Francia, Italia, Alemania, Bélgica, Holanda, Dinamarca, Suecia, Noruega, Austria, Rusia para la copa del mundo y hace poco estuvo en China y Arabia Saudita.

Al respecto destacó que muchos de sus viajes se deben al trabajo, y por congresos científicos a los que concurre. Entre ellos, el año pasado tuvo que ir a Holanda, a China donde también lo invitaron y luego a Arabia Saudita para asistir a congresos y exponer sobre temas de investigación en los que trabaja.

Le gusta la vida saludable, hacer mucho deporte como campamentismo, la naturaleza, comer bien y combinar el deporte con vacaciones, por lo que viaja en bicicleta con todo el equipamiento a cuestas. Nicolás es soltero y sin hijos por cuanto se dedicó de lleno al trabajo, aunque su familia que reside en esta ciudad, está compuesta por su papá, mamá y tres hermanos. El mayor, Carlos es abogado, la hermana que le sigue es Alicia, arquitecta y Analía la hermana menor que vive en Córdoba. El ingeniero civil extraña la comida de su madre, la naturaleza, las montañas, andar en bici por nuestra provincia, los amigos y a los jujeños.

"Me gusta andar en bici y salir a correr’

Fuera de su trabajo, le gusta ir al gimnasio donde encuentra gente que le gusta practicar deportes porque le gusta mantenerse en forma. “Creo que eso me ayuda a la parte psicológica, así que me gusta andar en bicicleta, salir a correr, escalada en el gimnasio o en la montaña”. También baila tango en la comunidad de argentinos en Austin y le gusta hacer asado a la parrilla.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...