Aprenden técnicas de defensa personal

Mientras las agresiones contra las mujeres son frecuentes y sigue siendo una problemática en lucha, no están demás las técnicas que podrían permitir zafar de un ataque en la calle, poder escapar y salvar su vida. En ello se ocupa un instructor local que ya dictó la segunda clase en barrio Luján para enseñar a mujeres algunos trucos de defensa personal.

Sin bien no se trata de golpes, dada la desigualdad de fuerza entre las mujeres y sus agresores, lo que se busca es que aprendan cómo quitárselos de encima para tomar tiempo de correr o pedir ayuda.

"En el barrio estamos hace un tiempo ya y hemos notado la necesidad de aprender estar técnicas; las personas por ahí tienen mucho miedo en aprender defensa personal, pero no es algo deportivo sino muy útil para lo que está pasando ahora", explicó el instructor Martín Gerónimo, quien sostuvo que junto a otros docentes buscan hacer su aporte al barrio, el cual tuvo gran repercusión en la primera clase del 30 de octubre por lo que se dividieron en 2 grupos.

En la primera incursión abordaron tres técnicas de defensa personal contra arma blanca y una antisecuestro, que en la segunda clase la repitieron.

"Cada vez que salgo siento miedo, por esa razón empecé hacer Pacua y la verdad que aprendí muchas cosas, a tener más fuerza y a estar más confiada", explicó Guadalupe Ugarte, una de las vecinas y alumna sobre la experiencia de aprendizaje.

En tanto, Natalia Martínez, otra instructora de artes marciales sostuvo que practica este deporte desde hace muchos años, desde que era chiquita en que inició motivada por su padre, pero también porque ve mucha inseguridad en todas partes. "Soy de Humahuaca y en todos lados hay robos, acosadores y uno cuando va a clases empieza a sentirse segura de sí misma, a no tener miedo, aprender a golpear, defenderse una misma", afirmó.

Explicó que aprender esas técnicas le sirvieron para estar más alerta en la calle, y es que entiende que "cuando hay una situación de robo, muchas personas que no hacen este tipo de deporte o técnicas, se siente inseguras, en entonces el miedo las paraliza", afirmó. "Se aprende a perder el miedo", acotó asumiendo que permite defenderse y poder eludir esas situaciones peligrosas.

Luego se puso en la práctica con otras chicas y con cada explicación simulaban las técnicas para contrarrestar ataques con armas blancas, que emulaban con unas de madera. A la mirada atenta de las mujeres se sucedían las prácticas entre ellas y con algunos instructores, y la adrenalina subía con cada intento.

Por fuera, con un espacio verde poblado de niños y también adolescentes reunidos, las miradas fijaban la atención en las prácticas de las mujeres, por la novedad que rompía la rutina del barrio en el lugar.

Las clases continuarán los días viernes a las 18 en la cancha de pasaje Pringles del barrio Luján.

Iniciativa del Centro vecinal

La iniciativa surgió de dicho centro vecinal donde la bautizaron "En Luján te cuidamos, no estás sola".

Según el vecinalista Matías Torres Arrueta, "todo surgió por la problemática de la violencia de género muy acentuada en la sociedad, y desde el centro vecinal quisimos hacer algo", dijo y agradeció al profesor que desde el inicio aceptó.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...