Historias de niñitos Jesús contadas en Navidad

La representación del relato bíblico del nacimiento de Jesús en un establo fue evolucionando en una tradición que va desde el arte más refinado hasta las más sencillas expresiones de fe popular, ahora también con la imagen del niño Dios y en ese contexto popular, hay relatos apasionantes, mágicos, como en el caso del niñito de piedra y Manuelito que también es adorado como el niño Jesús en un pesebre.

El primer caso es la historia del Niño Redentor de piedra, como le dicen todos. Sucede que, en una piedra pequeña, se puede ver la imagen de un niño parado. La dueña del pesebre, Raquel Ortega, contó que el niño de piedra fue encontrado por su madre, en el año 1956 en la localidad de Culpina, Bolivia. "Ellos hacían pan para vender en la minas, fue entonces cuando caminaba entre las rocas, mi madre sintió unos pasos muy cerca y se asustó muy mal, pues ella tenía tan sólo 14 años, de igual manera, se dio vuelta para ver quien venía, entonces pudo ver que había una piedra que brillaba, corriendo fue a mirar y se encontró con él, era la piedra que tenía la imagen de un niño, como pintada encima", relató.

El pesebre de la familia Ortega, está ubicado sobre la calle San José, frente a la escuela primaria Nº 441, y conversando con los que asisten, todos aseguran que el niño de piedra, es el niño Salvador, y a él se le acreditan varios milagros, además aseguran que la piedra con el correr de los años cada vez está más grande. Raquel Ortega también manifestó que "ahora por la pandemia hay menos chicos, como no adoramos los niños solo vinieron a rezar la novena y luego se van, habrá que esperar para el próximo año, por ahora todos pedimos que pase rápido, confiamos nuestros pedidos al niño de piedra Salvador, sé muy bien que él nos protegerá".

Niño Manuelito

MANUELITO / LA PEQUEÑA IMAGEN FUE HALLADA EN CHACO Y LLEGÓ HASTA PERICO.

La otra historia que comentan los periqueños, es la del niño Manuelito, este fue encontrado en la provincia del Chaco. La figura del niño Manuelito es muy pequeña y cuentan que le apareció a un hachador. La vecina del barrio San Miguel, Julia Delgadillo de Beltrán, dijo que "Manuelito fue encontrado por mi papá, Salustiano Delgadillo en el monte chaqueño, cuando estaba sacando leña, se encontró con un tronco difícil de arrancar y cuando estaba dele que te dele con el hacha de repente sintió como una corriente que le dio, entonces vio una luz en la tierra que cada vez se hacía más chiquita, rápidamente la quiso agarrar y levanto sólo un puñado de tierra y se lo guardó en el bolsillo, pero resulta que cuando llegó a casa, en realidad, el puñado de tierra, era un niñito chiquito, al que luego todos llamamos Manuelito ahora".

Hay muchas anécdotas alrededor de Manuelito, historias que los niños escuchan sorprendidos de la abuela Julia, entre ellas cuenta que llora, que Manuelito es inquieto, porque de repente se desaparece del pesebre y aparece en otro lugar de la casa. Fue un 4 de diciembre que fue encontrado este pequeño niñito debajo de una tipa, en un desmonte, y desde entonces la familia Delgadillo realiza el pesebre también, ahora el nombre de Manuelito fue puesto por unas tías que interpretan que el niño produce fenómenos como movilizar objetos, relatos increíbles que forman parte de la familia Delgadillo Beltrán.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...