"La cuarentena es una buena introspección para revisar los egos"

Marcos Chavez se crio en el barrio Coronel Arias de nuestra capital, es músico y poeta comprometido con sus ideales, y desde el 2006 vive en Buenos Aires.

Se fue buscando abrirse caminos con la música, y lo logró, pero cuando la vida empieza a rodar donde te encuentra, las cosas suceden, y entones comenzó también a estudiar. Sus intereses y responsabilidades lo llevaron a elegir la carrera de Ciencias Políticas.

Igual, vuelve a Jujuy cada vez que puede. Y en este último verano la visita duró casi un mes. Tocó en La Campana de Tilcara junto a Pucho González (con Adrián Temer y Federico Gamba), en la peña Apacheta de capital invitado por Ariel Alcobedo, y en la Casa de la Cultura de Palpalá. Se llenó de energía, aún sin saber que la necesitaría tanto, porque a poco de volver a Buenos Aires, comenzó la cuarentena por la pandemia de coronavirus.

Nos comunicamos con él, para esta sección que por estos días denominados "Artistas en cuarentena" porque pertenece a esa parte de la sociedad que por su creatividad es siempre interesante descubrir.

Y entonces cuenta que cuando regresó a Vicente López, barrio que lo cobija por allá, tocó una vez más y se suspendió todo.

Ese lugar en los escenarios musicales que fue buscando, incluyen en la actualidad, el de Tiempos Modernos, un espacio donde habitualmente toca con una formación musical integrada por Diego Costas, arreglador y director, que además toca la guitarra; Camila Farías Gómez, percusión y coros, con quien además conformó una exquisita dupla compositiva; y Joaquín Carabajal, en bandoneón. Juntos tienen un trabajo discográfico a punto de salir.

Este disco pendiente se llama "Barro Urbano" y está grabado en vivo. Marcos cuenta que faltaba incluir un par de temas que serían un bonus track de grabaciones en estudio, y después de eso comenzaban las presentaciones y lanzamiento. Esta última parte de la producción quedó suspendida con la cuarentena.

Igualmente, ante la primera pregunta telefónica, sobre cómo se encuentra, contesta "estoy bien". Luego recién comenta que a pesar de "que es un trauma estar encerrado porque es la primera vez que me pasa, con la soledad me llevo muy bien".

Sabe que lo consultamos porque el artista pareciera ser el ser más productivo en el encierro, y entonces cuenta que "musicalmente lo que estoy haciendo es escribir. Con Camila, nos vamos pasando archivos. Yo hago las letras y ella la música", dice.

Además, está siguiendo las clases virtuales de la Universidad de San Martín, para continuar con su carrera.

Y entonces reflexiona a pedido nuestro sobre cómo lo afecta esta cuarentena personalmente y como parte de esta sociedad. "Personalmente -dice- confirma una sensación que yo tuve siempre de que somos muy pequeños, que no somos demasiado. Hoy estamos todos encerrados, todos iguales con esta situación. Es una buena introspección para revisar los egos, darnos cuenta que estamos de paso nomás, que todo es muy fugaz. Somos pequeños y fugaces. Y como sociedad, creo que va a dejar cosas buenas. Ahora salen los animales para todos lados. Les toca salir a ellos. En el fondo ese es un alivio, todo se está purificando un poco. No se pudo parar de otra manera y fue la propia naturaleza quien lo hizo", piensa.

Este disco que se viene tiene la personalidad y la filosofía de este encuentro de músicos, con influencias de distintos puntos del país. "El disco está hecho en un 70 por ciento, estábamos a punto de lanzarlo, así que ahora cuando pase todo, hay que replantearse todo y ver qué se puede hacer", cuenta.

Dice que este disco es "básicamente de interpretaciones, no hay obra propia", lo que sorprende porque Marcos es de los creadores muy requeridos por sus letras por diferentes artistas, muchos lo grabaron, otros lo musicalizaron y otros le dan sus acordes para que él les haga la poesía.

La grabación en vivo incluye temas de Gustavo Patiño, Astor Piazzolla, Gonzalo Hermosa, un candombe de Jaime Ros.

"Hay que terminar de seleccionar", dice, "pero es un disco bastante variado, y tiene hasta una parte instrumental a dúo con bandoneón y guitarra".

Y sobre los estilos y ritmos asegura que "no estamos cerrados a una región, sino que tenemos la idea de unirlas. Es casi filosófico, porque nosotros ideológicamente creemos en la unión latinoamericana. Trabajamos más sobre la integración de la región así que la propuesta es latinoamericanista", comenta.

En estos tiempos también está componiendo con otro jujeño destacado, Pucho González.

Discos anteriores

Marcos Chavez tiene editado y presentado un disco que salió en 2006, titulado "De mi raíz".

Además, tiene uno terminado hace cuatro años que no salió por cuestiones económicas, pero que espera poder publicarse ya sea en formato digital o físico. Se titula "Oculto parecido".

Y ahora se suma a esta espera, el disco "Barro urbano".

Como compositor

"Como compositor, me ganan de mano", me dice cuando le pregunto si en este disco incluía sus temas a lo que me dijo que no.

Y es que "me piden mucho mis temas", dice agradecido. "Constantemente me llegan propuestas de músicos para que yo les ponga letras. Estoy hasta demorado con esos pedidos, pero con esto de la cuarentena me estoy poniendo al día con eso", comenta.

Noelia Gareca, Los Mamaní, Pucho González, Adrián Temer, incluyen en sus repertorios sus temas.

Y además con Pucho y Adrián componen juntos.

Una de sus obras, la zamba "Romance a Calilegua", es una de las que más eligen los intérpretes, "incluso los que no trabajan tocando, me mandan sus versiones de este tema" cuenta entusiasmado.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...