Los árbitros volvieron para  ponerse a punto en lo físico

Y un día volvieron a pisar el césped. Los árbitros de la Liga Jujeña de Fútbol tras un proceso de presentaciones a la Secretaría de Deportes de la Provincia obtuvieron el visto bueno y ayer retomaron los entrenamientos de acondicionamiento físico en el estadio "La Tablada" con todas las medidas sanitarias por el Covid-19 que continuará durante la semana dependiendo la terminación del DNI.

 

En "La Tablada" hay toma la temperatura, se exige barbijo, disposición del alcohol en gel y no están habilitados los vestuarios.

César Román, presidente del Colegio de Árbitros de la Liga Jujeña de Fútbol, admitió que "haber arrancado ya es algo muy importante y más aún teniendo el protocolo autorizado nos da pie para seguir trabajando. Será una tarea muy dura porque ya estamos a mitad de año donde seguramente debemos hacerlo de la mejor manera", acotando que "comenzamos hoy -por ayer- con los impar al igual que el jueves y mañana -por hoy- y el viernes serán con los de terminación pares. Y la semana que viene se comenzará el lunes. La idea principal es seguir creciendo porque en cualquier momento se largará el Torneo de la Liga y hay que estar listos", selló.

Por su parte, el preparador físico, Pablo Fernández, reconoció que "por suerte de a poco se va levantando todo gracias a que no hay circulación del virus. Largamos la preparación física de los árbitros para ponerlos a punto. De tal manera que cuando comience el torneo se encuentren en un estado óptimo", agregando que "este es un trabajo inicial suave porque muchos hace 3 meses que están inactivos y la parte física bajó bastante el rendimiento por eso será progresivo. Es un acondicionamiento físico ya que en un corto tiempo lo pongamos en línea como veníamos trabajando antes".

Al final remarcó que "la inquietud fue hablar con el presidente de la Liga (Ricardo Juárez ) y Román (César) para convocar a los árbitros que ya venían consultando y siempre respetando el lineamiento que planteó el COE con par e impar. Lo dividimos en dos grupos de 20 personas y vamos a trabajar de lunes a jueves de 16 a 17", agregando que "en el ingreso se le toma la temperatura a cada uno de los árbitros, después está la disposición del alcohol en gel, servilleta de papel, no están habilitados los vestuarios ni baños, todo delineado, manteniendo el distanciamiento con el uso del barbijo", concluyó.

Un momento duro  de los colegiados

La pandemia por el Covid-19 afectó a todos de una u otra manera y los colegiados de la Liga Jujeña de Fútbol por su labor aún padecen este parate de competencia que les impide tener ingresos.

Víctor Terán, árbitro capitalino, de entrada confesó que "es un gusto volver a La Tablada donde nosotros nos formamos durante todo un año y donde dejamos nuestra casa y familia para dar lo mejor. Ahora volver es algo hermoso a pesar que económicamente no es redituable en este momento pero es una profesión que uno eligió y uno lo hace con gusto", acotando que "con algunos colegas ya no pertenecemos al Sadra Jujuy, somos árbitros independientes nos desafiliamos y no tenemos ningún ingreso. La estamos remando con algunas changas. Yo no tengo trabajo fijo por eso hago albañilería", comentó.

Luego Carlos Villegas, otro colegiado, contó que "es algo lindo volver a entrenar y ver a los compañeros que no los veíamos hace 3 meses. Hay que seguir trabajando porque esta pandemia a todos nos cayó como agua fría en la parte anímica y económica. Hay que remarla día a día porque tampoco tengo un trabajo fijo y como sea estamos saliendo. Por suerte tenía plata ahorrada y con eso estoy subsistiendo y hago trabajos de pintura y albañilería o bien me la rebusco de servimoto algunas veces. Hay compañeros que están en peor situación", sintetizó.

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...