"Para mí el teatro es estar respirando en un mismo lugar"

"Creo en el convivio teatral (el teatro como acontecimiento) del que habla Jorge Dubatti. El teatro en las redes, microteatros, obras teatrales que se ven por la web, y todo esto nuevo que está a la orden del día por la cuarentena, las respeto, las veo, pero para mí el teatro es otra cosa", dice casi como una conclusión de toda la charla. "Para mí el teatro es esto de estar respirando en un mismo lugar, en un mismo tiempo, en el aquí y el ahora con el público, con tus compañeros y con los técnicos", dice.

Es que Omar Lafuente, a quien consultamos también en este tiempo de cuarentena para hablar de sus actividades hoy, es un actor de gran trayectoria en nuestra provincia, y desde el primer día de aislamiento, a razón de uno por día, fue subiendo videos en los que lee textos de los más variados. Pueden ser poesías, prosas, reflexiones, fragmentos de libros de autoayuda, etc. lleva más de sesenta videos subidos ya en sus cuentas de Facebook y de Instagram (esta última abierta recientemente, confiesa).

Y entre otras cosas nos dice que "entiendo que mucha gente está como buscándoles la vuelta para seguir en otros formatos, pero yo quiero volver al origen del teatro, con el espectador respirando lo que está sucediendo. Y todos viviendo la misma experiencia", dice con mucha nostalgia.

Entre sus últimos trabajos están la obra "Respiro, el último pecado", que venía poniendo en escena junto a Jorge Jamarlli, actor con el que además estuvo ensayando para un nuevo estreno que debió suspenderse por esta situación. En esta obra también trabaja Guara Ávila. Los tres dirigidos por el creador boliviano Freddy Chipana (lo que hace más difícil la conclusión de todo). "Esa obra que quedó a punto de estrenar", cuenta Omar.

En los últimos meses antes de la cuarentena también había participado de dos videoclips musicales, uno de Maryta de Humahuaca, "Enfiestadita"; y el otro de un grupo de rap, que todavía no se estrenó.

Y también actuó en dos películas, "Valentina" hecha en Jujuy y que se terminó de filmar en Chile, bajo la dirección de Iván Ayres. "Tampoco sabemos cuándo saldrá", dice. Con este mismo director también hizo un cortometraje titulado "Magdalena". un cortometraje también que se filmó el año pasado.

Con la puesta de "Respiro, el último pecado", la idea este año era girar por las escuelas y comunidades, centros vecinales, etc.

Omar fue parte del Grupo de Teatrio Zapla, de Palpalá, la ciudad donde se crió.

Se formó en teatro en el profesorado, con el profesor Néstor "Yiyí" Maidana, y también tuvo sus capacitaciones extra.

Es licenciado en Gestión y Producción Teatral de la Facultad de Cuyo (Mendoza). Fue ganador en el 2014 de una beca de perfeccionamiento otorgada por el Instituto Nacional de Teatro con la actriz, bailarina, cantante y docente Valeria Pagola y en 2019, con la cantante Laura Chaker.

Lo cierto es que la cuarentena lo puso a compartir textos y van más de sesenta, porque no dejó de hacerlo ni un solo día.

 

¿Esto seguirá de alguna manera cuándo termine la cuarentena?

No me gusta prometer lo que no se si voy a cumplir. Por ahora no lo sé.

No sé si seguirá. Es que extraño el abrazo, el encuentro con mis compañeros, los ensayos, los mates, estar arriba del escenario, y que el público esté con nosotros.

Con mis compañeros estamos tratando de ensayar virtualmente, pero no es lo mismo. No sabemos cuándo podremos estrenar esta obra que venimos preparando.

¿Cómo te surge la idea de leer textos y subirlos a tus redes?

Yo, en algún momento, tuve un programa en Radio Rebelde del movimiento Tupaj Katari. Se llamaba "Poética Rebeldía", y leía poesía pasaba música. Después me fui y siempre tuve ganas de volver a hacer radio. Y me venía dando vueltas en la cabeza que de alguna manera tenía que volver con esta cuestión de la poesía, de textos leídos, y transmitir esas cosas.

Cuando empezó oficialmente la cuarentena retomé la idea. Porque me podía quedar en mi casa y dedicarme un poco más a la lectura, sin tanto ruido, sin tanto ir y venir.

La cuarentena me dio la posibilidad de reencontrarme con cosas que ya había leído y que ya habían pasado por mis manos. Me propuse compartir contenidos de libros.

 

¿Cómo fuiste seleccionando?

Fueron lecturas que estuvieron a lo largo de mi vida, que me provocaron mucho placer o que me indagan, me hacen reflexionar sobre algunos temas, o ver las cosas de manera distinta. Entonces pensé que si a mí me provoca eso, sería bueno transmitirlo, para ver si provocaba eso en la gente. Hay de todo hay novelas, hay poesía, fragmentos de libros de autoayuda, prosa, voy variando, leo, tengo una biblioteca por suerte, bastante frondosa y grande y todo el tiempo la voy haciendo crecer. Soy de comprar muchos libros, en viajes, en ferias.

 

¿El amor por la lectura nace junto con la pasión por la actuación?

No, nace mucho antes. De niño, porque antes no había mucho para hacer, no había internet, y había poca televisión, entonces las opciones eran jugar en la calle con los amigos, o leer. Y mis padres compraban libros. También leía muchas revistas e historietas. Pasaba mucho tiempo leyendo.

 

¿En qué medida eso es influyente en tu faceta de actor?

El actor se nutre de vivencias, y de todo lo nos rodea. Yo como actor apelo a muchas cosas. Siempre está bueno estar en contacto con lo que a uno lo mueve.

 

¿La cuarentena te pega más por el lado del artista, del hombre, o del trabajador que no tiene relación con el arte Omar trabaja en una empresa privada-? ¿Qué dispara en vos?

A mí me pega de varias maneras. En el sentido personal y familiar no la sufrí tanto porque suelo ser un tipo muy de la casa.

Lo que sí extraño y me preocupa es lo que le pasa al resto, a mis cumpas, a gente que yo quiero, valoro y me importa.

Tengo amigos que se quedaron sin trabajo, sin recursos, muchos compañeros míos que sólo tienen su actividad teatral. Yo tengo mi trabajo privado que me salva en este sentido. Y por el lado del artista, yo soy un bicho de teatro, soy actor básicamente y me gusta estar en el escenario diciendo cosas, denunciando, representando textos de autores.

Cuando eso me empieza a faltar, y tenemos la incertidumbre de no saber cuándo va a volver, me desespero un poco.

¿Qué pensás que va a pasar con el teatro?

Ya el teatro venía siendo golpeado por varias cuestiones básicamente económicas, imaginate ahora.

Sobre todo en los últimos tiempos en que quedó como una última opción, porque la gente te imaginas que cuando pasa un momento económico duro, como el que nos tocó en los últimos cuatro años que tuvimos, donde las políticas nos llevaron a un lugar bastante jodido, la última opción para cualquier familia es ir a disfrutar de un espectáculo teatral, o de cualquier otro tipo de espectáculos, musicales, o lo que sea.

¿Qué te quedó pendiente de los proyectos para este año?

Con Jorge Jamarlli habíamos empezado a migrar con la obra "Respiro, el último pecado", porque acá ya la había visto mucho gente, por ejemplo el año pasado habíamos ido a presentarla en Bolivia; y este año pensábamos llevarla a las escuelas.

El estreno de la obra que estábamos ensayando también con dirección de Fredry Chipana, y que se vio un poco retrasada, primero porque el año pasado éste director muyb reconocido en su país, también estaba trabajando con los jujeños Rubén Iriarte y María del Carmen Echenique, en una obra que se estrenó el año pasado.

Y también me quedaron pendientes los estrenos de las películas y video clips, que quedaron a la espera, justo cuando empezó la cuarentena.

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...