González y el objetivo de afirmarse en el "rojo"

Todos los sueños en un "pibe" con grandes proyecciones. Lucas González de tan sólo 20 años busca consolidarse en Independiente de Avellaneda donde hace pocos días retornó a los entrenamientos en Villa Domínico y mantiene la meta de sostener la titularidad en el regreso de la Liga Profesional de AFA de la mano del DT Lucas Pusineri.

En su charla con El Tribuno de Jujuy admitió que "me sirvió este parate para pensar un poco, primero me jugó mucho la ansiedad en contra porque había terminado de jugar como titular los últimos dos partidos, nosotros pensábamos que eran un par de semanas y volvíamos pero la verdad se extendió mucho. Y ahora tranquilo, agarrando ritmo de vuelta y adaptándonos al nuevo protocolo", agregando que "mi rutina es levantarme temprano y tengo a mi hermano que me acompaña, llegamos al club, nos bajamos del auto hasta que salga el otro grupo, pasamos por una cabina que desinfecta y tenemos nuestro carril con una silla donde dejamos la mochila y los profes nos dan los trabajos para empezar. El cuerpo se adapta, tiene una memoria de pretemporadas y cómo correr, capaz que con la pelota estamos medio duros, pero eso lo agarrás con el tiempo", señaló.

Dentro de los objetivos planteados el volante mixto del "rojo" afirmó que "tengo una meta a corto plazo, que es ponerme bien y ganarme un lugar entre los titulares y ser una pieza clave en el equipo. Después ganar un título con Independiente sería algo muy lindo, creo que mi sueño es poder llegar a la Selección y poder vestir esa camiseta hermosa".

Muy identificado con el "lobo" jujeño al ser capitalino y por el paso emblemático de su padre, Alejandro, confesó que "siempre hablamos que me encantaría jugar en Gimnasia, poder vestir esa camiseta que vistieron mi hermano y mi papá donde fue ídolo, yo soy hincha de Gimnasia, así que me gustaría poder jugar ahí con toda la gente de Jujuy, es un sueño también poder vestirla y darles alegrías sería hermoso", acotando que "mi viejo siempre me escribe antes de los partidos y después de los partidos. Hablamos mucho de fútbol y casi no tanto de lo personal. Los últimos dos partidos contra Vélez, él vino y quería verme jugar, pero pasó todo esto y se dio que jugamos sin público y se tuvo que quedar en casa, así que se quedó con la ganas. Creo que él está más ansioso que yo", contó en tono gracioso.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...