Día de Batman: de la frialdad de Michael Keaton al liderazgo de Ben Affleck

No tiene superpoderes. No viene de otro planeta. No sufrió ninguna mutación. Lo mueve la sed de justicia contra los corruptos y asesinos. Cuando se saca su traje, es uno más entre nosotros. Pero cuando cambia su identidad, se transforma en Batman, uno de los superhéroes más inteligentes, sagaces y potentes que existen.

Los fanáticos de los cómics festejan este sábado el Día de Batman, una celebración global para recordar las historietas, las series, las animaciones y las películas que tiene uno de los superhéroes más populares del universo de DC. Por esto TN Show armó este repaso por todos los actores que se pusieron en la piel de Bruce Wayne en diferentes películas a lo largo de la historia del cine.

Adam West


El despegue de Adam West como figura se dio a partir de la serie Batman (1966-1968) que marcó el estilo pop, colorido y repleto de música twist en la televisión de la década del ’60. El éxito de la primera temporada del programa generó una película, Batman: The Movie, que tuvo a todos los villanos de Ciudad Gótica unidos contra Bruce Wayne/Batman y Dick Grayson/Robin, o para el público argentino Bruno Díaz y Ricardo Tapia, nombres popularizados a través de las traducciones de la época.

West vivió casi toda su vida atado al peso que significó haber interpretado a alguien tan popular, que trascendió la pantalla y se convirtió en algo más. En una de las últimas entrevistas que dio antes de morir al sitio Moviefone, reflexionó que durante muchos años, luego de la película y la serie, hizo ficciones “horribles para poder pagar las malditas facturas”.

Nunca se arrepintió y por eso dejó una pregunta como conclusión de la actuación que lo marcó para siempre: “El único sentimiento que tengo casi todos los días es que soy el actor más afortunado del mundo. ¿Cuántos de nosotros tenemos la oportunidad de convertirnos en un ícono y hacer algo que tenga vida, longevidad y haga feliz a la gente?”.

Michael Keaton


A partir de 1976, Warner Bros. adquirió los derechos de DC Comics para llevar sus historietas al cine. Por eso, dos años después, en 1978, inició un recorrido en la pantalla grande con Superman, la primera de las cuatro primeras películas del héroe que viene de Krypton. La última, de 1987, languideció la figura de Clark Kent y obligó a los productores a elegir a otro de los personajes fuertes. Acá fue donde apareció Tim Burton para dirigir Batman, en 1989, encabezada por Michael Keaton.

Con una estética gótica, tal cual el nombre de la ciudad ficticia donde ocurre todo, el film del director arrasó con todo: recaudó más de 400 millones de dólares e instaló de otra manera al personaje, muy lejos de la mirada del de West. Keaton fue un Batman oscuro, pensativo y frío que luchó contra el Joker encarnado por Jack Nicholson. En 1992 se repitió el éxito con Batman Returns, que fue el punto final para esa colaboración. Luego de que Warner no renovara el contrato con el realizador, el actor se despidió para siempre del papel.

En una entrevista con The Guardian, Keaton fue categórico sobre su decisión de sacarse la capa. Habló del “mal gusto” de los ’90 y cómo se hizo a un lado antes de chocarse con el Batimóvil: “Traté de ser paciente, pero después de cierto punto, pensé 'no puedo soportar más esto porque va a ser horrible”.

Val Kilmer


En 1995, el cambio ya estaba en marcha. Batman dejó el camino de lo sombrío y depresivo para ser parte, otra vez, de una imagen brillosa y colorida. Para dar un giro de 180 grados el estudio buscó a uno de los actores con el perfil más alto del momento. Val Kilmer se puso el traje del encapotado, con buenos pergaminos: venía de haber interpretado a Jim Morrison en The Doors hacía unos años y su figura generaba expectativa.

Detrás de cámaras estuvo Joel Schumacher, el encargado de rediseñar la trama en Batman Forever, una nueva aventura cinematográfica. Con un elenco lleno de estrellas, Nicole Kidman, Chris O’Donnell, Tommy Lee Jones y Jim Carrey, el film fue relativamente exitoso, además, empujado por una banda de sonido que tuvo al tema de U2 “Hold Me, Thrill Me, Kiss Me, Kill Me” sonando por todos lados. Pero hubo algo que a Kilmer lo convenció de no seguir.

En un reportaje que le hizo The New York Times hace algunos meses, el actor explicó que uno de los últimos días de rodaje, cuando se estaba por sacar la ropa, apareció en el set el multimillonario Warren Buffet con sus nietos. Fue en ese momento en el que entendió que no importara quién se ponía la capa del superhéroe. “Por eso es tan fácil tener cinco o seis Batman. No es sobre Batman. No hay Batman”, opinó. Punto final para ese Bruce Wayne.

George Clooney


No hace falta presentar a George Clooney. Ni siquiera nombrar alguna de sus películas, como intérprete o realizador. Todo el mundo sabe quién es. Pero antes del éxito de su figura propia, tuvo un paso fatal por la saga. Batman & Robin, de 1997, fue la segunda película de Joel Schumacher que otra vez volvía a reunir a un reparto lleno de estrellas que incorporaba a Arnold Schwarzenegger y a Uma Thurman. Todo fue un desastre de proporciones.

Con el presupuesto más alto de las producciones de la saga que se habían hecho hasta ese momento, 125 millones de dólares, el film recaudó menos de esa cifra, 107. El Batimóvil había chocado contra la pared. Por eso, Clooney nunca escondió el gran fracaso que significó haberse puesto la máscara del hombre murciégalo.

“Hice de Batman y no fue bueno en eso. Tampoco fue una buena película, pero aprendí del error y repensé todo mi trabajo de ahí en más”, contó en una entrevista con The Hollywood Reporter. Al igual que él, Warner tardó un tiempo en rediseñar sus planes.

Christian Bale


El estudio dueño de los derechos del encapotado se tomó varios años para volver a tener en el cine al superhéroe de DC. Eran tiempos de cambios dentro de las temáticas de la industria a partir de la caída de las Torres Gemelas en 2001. Por eso, recién en 2005 estrenaron la primera parte de la trilogía diseñada por Christopher Nolan con un concepto alejado de lo infantil y mucho más adulto. Esa modificación vino de la mano también del nuevo Bruce Wayne: Christian Bale.

El actor lo interpretó con solvencia e histrionismo a lo largo de tres películas, Batman Inicia, de 2005, Batman: el caballero de la noche, de 2008, y Batman: el caballero de la noche asciende, de 2012, con la que concluyó su participación. La del medio es una película que también quedará en la historia por otro de sus actores. Heath Ledger fue el Joker y murió antes de que se estrenara.

Los films consiguieron los mayores taquillazos de la saga, potenciando la figura del superhéroe e instalando la idea de que los adultos también pueden consumir películas basadas en historietas. Pero el reinado de Nolan terminó y otro cambio de época se avecinaba.

Ben Affleck


Cuando el británico se alejó de la dirección, Warner veía de costado el éxito que estaban consiguiendo las diferentes películas de la saga Avengers. El estudio, entonces, le encomendó a Zack Snyder la responsabilidad de darle un reinicio a los personajes más importantes de las historietas de DC para que todos confluyeran en una gran aventura, algo similar a lo que hacía Marvel. Es en esta etapa en la que entró Ben Affleck, que se puso en la piel de un Bruce Wayne adulto, con años de carrera nocturna y líder de grupo.

Affleck apareció en tres películas de este universo: Batman v. Superman: el origen de la justicia; un cameo en Escuadrón Suicida; y en Liga de la Justicia. La idea de los productores era darle toda la potestad para que escriba, dirija y actúe en la siguiente aventura de Bruce Wayne. El escaso éxito del último film, los gigantescos problemas de rodaje que tuvo, la salida prematura de Snyder de Warner en ese momento y el alcoholismo creciente doblegaron al actor, que abandonó todo.

“Traté de dirigir una versión y trabajé con un guionista realmente bueno, pero no pude descifrarlo. Así que pensé que era hora de dejar que alguien más lo intentara", comentó en Variety, en febrero de 2019. Nacía la búsqueda de otro Bruce Wayne.

Robert Pattinson

Matt Reeves se convirtió en el nuevo encargado de ponerle la lupa a un personaje en otro contexto, marcado definitivamente por la pandemia de coronavirus. Para su película que se llamará The Batman, el director hizo un casting con intérpretes de carácter. Robert Pattinson fue la opción elegida. El film, que se está rodando en Europa, tuvo que posponerse en marzo debido a la crisis global sanitaria y, cuando el equipo de producción volvió a los sets, se frenó debido a que el protagonista se contagió de COVID-19.

A pesar de esto, el realizador logró armar un primer tráiler con solo el 25% del metraje terminado. Su idea de la película, contó durante la convención virtual DC FanDome, tiene elementos de Barrio Chino, Taxi Driver y Contacto en Francia. The Batman será una historia policial, en una Ciudad Gótica húmeda, llena de mafiosos y asesinos, en la que Batman trabajará en conjunto con el Comisionado Gordon para resolver una serie de crímenes.

“Soy la venganza”, dice Pattinson en un momento de ese primer adelanto, oscuro, turbio y con violentas imágenes acompañadas por la canción “Something in the Way” de Nirvana. “Es un actor increíble. Es como un camaleón y tiene la apariencia de Batman, pero sobre todo tiene el alma de alguien que puede interpretar a Batman de una manera que no vimos hasta ahora”, agregó el realizador. En 2021 se descubrirá el futuro de este nuevo Batman, uno más para la larga lista.

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...