Desmienten ser “tupaqueros” y “no querer educación” para sus hijos

Vecinos autoconvocados del barrio Campo Verde se acercaron a El Tribuno de Jujuy para desmentir las acusaciones de que pertenecen a cierto sector político y que atacaron a la Policía durante los disturbios que sucedieron la madrugada del lunes en el polideportivo donde se pretende construir un colegio secundario.

Durante el acto de inauguración de la obra, el gobernador señaló a los manifestantes de pertenecer al sector de la “Tupac Amaru”, “egoístas” e “irresponsables”. Es por ello, que los vecinos aclararon que esa organización nunca realizó trabajos en el barrio y ninguno pertenece a ese sector político u otro.

Además, mencionaron que no están en contra de la construcción de un secundario sino del espacio que se busca reutilizar. “Es un lugar en el que se invirtió mucho dinero y esperábamos que se siga mejorando, no que se destruya”, expresó Iván Ochoa, estudiante del profesorado de Historia y vecino de Campo Verde.

El lugar en cuestión se ubica al lado del Nido “Marcelo Palentini” cuenta con un gimnasio urbano y juegos para los más chicos, arcos de fútbol, iluminación y cámaras de seguridad.

Según comentó Rubén Cevallos, profesor de Educación Física, en el 2004 el sector señalado para la construcción del edificio educativo era un terreno vacío ubicado al lado de la Escuela “Legado Belgraniano” pero el jueves pasado se enteraron del cambio cuando un grupo de personas fue hasta el lugar a tomar medidas y colocar estacas en la cancha de fútbol. Conocida la noticia intentaron dialogar con las personas a cargo del proyecto pero no lograron mediar.

A seis cuadras del polideportivo se sitúa otra cancha denominada “La Olla” pero no cuenta con las condiciones necesarias. “No tiene iluminación y en los días de lluvia se llena de barro”, dijeron.

Mencionaron también que, las autoridades desconocen el trabajo de contención social que se concreta desde hace 5 años junto a cientos de chicos y personas de la tercera edad que diariamente concurren allí.

Respecto a los disturbios que sucedieron la madrugada del lunes con la llegada de un camión custodiado por patrulleros y personal de la caballería, comentaron que alrededor de 300 personas, en su mayoría mujeres, salieron de sus casas para evitar que ocupen el espacio pero que no atacaron a la Policía que se encontraba armada. Al contrario, denunciaron que los efectivos rompieron los arcos de la cancha y fueron en contra de las personas adultas y mujeres que se habían acercado.

Los vecinos destacaron que el reclamo no es contra de la Educación de sus hijos y, además, criticaron la falta de comunicación y la paralización de la obra de una escuela comunitaria que se encuentra sobre la avenida Flor del Pago, del otro lado de la Escuela Belgraniana.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...