Las cerrajerías subsisten a pesar de la caída de las ventas

Hay que tener mucha destreza para, en un minuto, responder a la demanda de los clientes. La confianza es otro elemento indispensable para el desarrollo del oficio de cerrajero. Es por eso que quienes se desempeñan en este rubro desarrollan una labor muy importante porque son quienes están a la hora de resolver un imprevisto en los domicilios, edificios, oficinas, automóviles y motos donde hace falta una llave.

Las casas de cerrajerías durante la pandemia permanecieron abiertas, porque ante una emergencia, ya sea la rotura de una llave, o el cambio de una cerradura, siempre hace falta la presencia de estos trabajadores. Pese a ser considerados esenciales, locales de la capital se vieron afectados tanto como otros sectores que, por el aislamiento y las restricciones, sufrieron bajas de consumo, mientras que otros pudieron solventar ingresos con trabajo a domicilio.

En una cerrajería de la calle Lavalle de la capital jujeña, su propietario Gerber Heredia habló de lo importante que es la confianza que se debe estrechar entre el cerrajero y el cliente. "Este negocio es de mi familia y yo empecé hace diez años. Es muy difícil aprender este oficio, porque se requiere el conocimiento de abrir una puerta, darle seguridad al cliente, tampoco lo puede hacer cualquier tipo de persona", dijo.

También se refirió a la demanda de sus diferentes servicios, lamentando que, a principio del 2021, se vio algo de movimiento, pero luego se trabajó muy poco. Respecto a los modelos y tipos de llaves que trabaja en su local, explicó que constantemente se van modificando las formas de seguridad. "Empezamos con la llave doble paleta, ahora estamos implementando llaves con presencia de botones. También existen cerraduras con huellas digitales pero todavía no llegaron a Jujuy", dijo.

En cuanto a los valores, apuntó que la provincia se caracteriza por tener el menor precio en llaves, ya que desde hace un año se mantiene a $200 la copia de llave, y añadió que por cada trabajo, sobre lo que cobra, obtiene ganancias del 25 o 35%.

"Pese a todo hubo trabajo"

El Tribuno de Jujuy también visitó la cerrajería donde trabaja Lautaro Copa, de 18 años de edad, en calle San Martín. Desde chico viene aprendiendo el oficio de la mano de su padre y permanentemente se está entrenando para, en un minuto, alcanzar el objetivo de realizar una llave. "Este oficio es muy entretenido y divertido, pero a veces es muy complicado, porque la llave tiene un tipo de sistema que se forma con una máquina de corte y hay que estar atento a lo que se hace". Consultado sobre cómo marcha la venta en este contexto de pandemia, sostuvo que dentro de todo hubo trabajo y que "algunas personas necesitaron nuestros servicios", resaltó.

Los precios y servicios

El tipo de cerradura, la distancia del domicilio y el horario del servicio influyen en el precio del servicio que la persona solicite a la cerrajería. Según el relevamiento realizado, para una copia de llave, la mano de obra se cobra desde $200; para el cambio de llave a domicilio en zona céntrica sale entre $800 a $1.000, mientras que en un barrio más alejado parte desde los $1.200.

A la hora de adquirir un candado se debe considerar su origen. Si se trata de un producto internacional (mediano) parte desde los $500, mientras que uno nacional alcanza los $1.800. Adquirir un cerrojo pasador con cerradura importada ronda los $2.200 y nacional entre $3.000 y $4.000. Los vendedores consultados indicaron que la diferencia del costo se debe a que en el país se fabrican con una destacable calidad. En cuanto a la cerrajería del automotor, una apertura de puerta se cobra entre $800 a $1.000, mientras que una copia de llave con chip para auto ronda entre los $7.500 a $15.000 y llave de motos desde $500.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...