En educación superior, el porcentaje presencial varía

A diferencia del regreso pleno a las aulas anunciado para el inicial, primario y secundario, en el nivel superior comenzó con 70% presencial y 30% virtual, y 100% para prácticas docentes. En la Universidad Nacional de Jujuy está la "nueva normalidad" con algunas clases, laboratorios, prácticos y online. La Universidad Católica de Santiago del Estero inició febrero con presencialidad administrada (40%) y sistema mixto, en tanto que la Católica de Salta también sumó bancos según mejora la situación sanitaria.

 

Los IES en diciembre deben evaluar las estrategias -ahora aplicadas- bimodales y proponer otras para el período lectivo 2022.

 

"En el nivel superior salió la Circular 12 que dice que cada instituto deberá optar si se va a un 50% presencial-50 virtual o 70% presencial-30 virtual. Los institutos ya están tomando las mesas de examen presenciales, que antes eran virtuales, y están dictando las unidades curriculares en un 70-30 o en un 50-50 desde septiembre", precisó Guadalupe Bravo Almonacid, directora de Educación Superior .

Precisó que con esta modalidad son los docentes los que plantean la cursada en un 70-30 %. Pueden optar, por ejemplo si tiene 5 horas semanales, opta por hacer 3 horas por semana presencial, es heterogéneo.

La provincia de Jujuy tiene 11 institutos de educación superior (IES) de gestión estatal, y son 95 carreras de formación técnica y 79 de formación docente. Analizan el aforo con un criterio basado en las instalaciones con que cuentan los institutos. "Por diversas razones no se puede garantizar el 100%", dijo Bravo.

No obstante, las materias que hacen referencia a la práctica se cursan al 100 %, al igual que los exámenes. También están autorizados los estudiantes que deben realizar sus prácticas profesionalizantes en escuelas.

"Este año muchos de los institutos hicieron semipresencialidad, una semana iban y otra no. Y algunos institutos hicieron 100% virtual, y a partir de septiembre se implementó exámenes presenciales, materias prácticas y el resto de las materias un 50 o 70% presencial", precisó.

Y sobre la falta de docentes, explicó la funcionaria que se subsanó también en la carrera de Informática del IES de Humahuaca, y los docentes del grupo de riesgo, por normativa nacional se fueron reincorporando a sus labores.

Unju con nueva normalidad "En el sistema universitario nunca va a haber un anuncio de ‘mañana empieza la presencialidad‘, porque ya entramos en una nueva etapa que es una modalidad con muy poca gente circulando, con algunas clases, generalmente laboratorio, trabajos prácticos, muy puntuales. Las cátedras que necesitan ya saben cuántos alumnos pueden entrar en un aula", explicó al respecto Rodolfo Tecchi, rector de la Unju.

Enfatizó en que todas las universidades, incluso la Unju, están "en la nueva normalidad" que supone espacios, aulas, aulas informáticas habilitadas, que los equipos docentes pueden usar, y que las actividades virtuales seguirán siéndolo. "Nos encontramos en una nueva normalidad en la cual nunca habrán aulas abarrotadas de alumnos", afirmó.

Dijo que el equipo docente que necesita hacer actividades presenciales con aforos en aulas y medidas sanitarias las puede programar y hacer. Para alumnos que tengan problemas de conectividad o de primeros años puede que empiecen actividades poco numerosas presenciales.

"Nada va a ser cómo antes de marzo del 2020, todo va a ser distinto", ratificó. Además están en proceso de adquisición de equipamiento de aulas híbridas, de modo que algunos alumnos puedan estar en forma presencial y otros virtual al mismo tiempo. "Para nosotros una clase que se esté dictando en tiempo real on line es presencialidad", dijo y la diferenció de la virtual porque esta tiene clases grabadas.

Las sedes de la Unju tendrán la misma modalidad. La Escuela de Minas de Yuto ayer comenzó con presencialidad de alumnos.

En la Ucasal suman bancos

La Universidad Católica de Salta sede Jujuy en 2020 inició un proceso de tecnologización para dictado de clases virtuales y desde el segundo semestre incorporó la presencialidad. “Cuando comenzó la pandemia la Ucasal inició un proceso de tecnologización de migrar de todo lo presencial a virtual con el objeto de no perder clases, eso se hizo en aproximadamente 10 días, o sea que las clases presenciales se convirtieron en virtuales muy rápidamente”, explicó Edgar González de Prada, delegado rectoral de la Ucasal. “Pero desde el segundo semestre del año pasado aquí en Ucasal hay presencialidad respetando los protocolos”.

CLASE / UNA DE LAS CLASES PRESENCIALES DE LA UCASAL DE JUJUY

Se implementó el distanciamiento, desdoblando cátedras y armando burbujas de trabajo de modo que muchas materias volvieron al dictado presencial. En la medida que la enfermedad fue retrocediendo, se fueron flexibilizando las pautas de distanciamiento, con lo cual pasaron de 2 metros cuadrados por alumno, a 1,5 m2 y ahora 90 cm2 y fueron incorporando bancos. No obstante, adaptaron las clases virtuales en forma online, de modo que a los alumnos de otras localidades, a quienes se les dificulta llegar, si tienen buena conectividad pueden tomar sus clases en línea, de mientras los docentes dictan la clase a sus compañeros.

“Cuando se contagiaban afuera de la institución presentaban su certificado, igual el profesional. El chico directamente no concurría, y si se había contagiado o había estado con posible contagio en clase, sí se suspendía la burbuja, como establecen los protocolos”, dijo sobre la experiencia. La sede jujeña de la Ucasal cuenta con 800 alumnos en forma presencial y en forma virtual 1100, para las 17 carreras, de las cuales 8 son presenciales y el resto de modalidad a distancia. Tiene 16 empleados administrativos y 120 docentes.

Ucse tiene 40% presencial mixto

En la sede Jujuy de la Universidad Católica de Santiago del Estero en febrero de éste año obtuvieron autorización para trabajar con una presencialidad administrada, y la iniciaron con el cursillo de ingreso en un modelo híbrido mixto y con 40 a 50% presencial. Sólo suspendieron las clases antes del receso invernal por el incremento de casos en la provincia. “Fuimos la primera delegación de nuestra universidad en tener autorización del Ministerio a fines de enero para la presencialidad administrada.

Luego las otras sedes lo fueron consiguiendo los meses siguientes, pero los primeros fuimos nosotros incluso en la región, ni siquiera Salta y la Unju la teníamos”, destacó Marcelo Brunet, rector de la Universidad Católica de Santiago del Estero. Precisó que la presencialidad fue de entre un 40 y 50%, en un modelo mixto con lo virtual, pero se sostuvo. Priorizaron la presencialidad en cursos bajos, algunas actividades de laboratorios y prácticas, y los cursos superiores fueron virtuales o tuvieron clases reducidas de no más de una hora. Brunet dio directivas a los directores de carrera de poder sumar mayor actividad presencial a partir de este mes.

Solo suspendieron la actividad un par de semanas, cuando la provincia llegó a cerca de 300 casos y porque advirtieron el incremento de contactos estrechos entre los alumnos, con lo cual sumado al receso invernal de julio, en total hubo casi un mes de parate. “La cantidad de denuncias de contacto estrecho o de casos confirmados entre nuestros docentes y estudiantes fue relativamente baja. Cada vez que hay algo así suspendemos a ese grupo de estudiantes, pero no hemos superado el 5% de incidencia, es bastante bajo”, precisó Brunet. Ésta sede de la Ucse tiene una matrícula de 2.700 alumnos para sus 16 carreras.

Aparecen

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...