Se ralentiza la suba de casos de Covid-19

La suba de casos de Covid-19 a nivel global se ralentizó por primera vez en lo que va del 2022, de acuerdo al balance semanal que realiza la Organización Mundial de la Salud (OMS), que confirmó además la predominancia de la variante Ómicron, responsable ya de cerca del 72% de los contagios.

Entre el 10 y el 16 de enero se registraron 18,7 millones de positivos de coronavirus en el planeta, un incremento del 20% en relación con los siete días precedentes.

Esa cifra sin embargo indica el primer freno de la curva ascendente en lo que va del 2022, ya que la tasa de casos había crecido 55% en la segunda semana del año y más del 70% durante la primera que incluyó también los últimos días de 2021.

De los 405.000 contagios recolectados como muestra, el informe de la OMS indicó que Ómicron fue detectada en 291.000 (71,9%), mientras que la Delta, que dominó buena parte de la pandemia en 2021, estuvo presente en 113.000 análisis (28%).

Otras variantes que la OMS designó como "preocupantes", como la Gamma y la Alfa, representan menos del 0,1 % de las muestras analizadas, indicó la agencia sanitaria que aclaró que se deben tener en cuenta que existen brechas en la capacidad que tienen los países para secuenciar el virus y compartir la información.

Si bien la variante Ómicron está causando cifras récord de contagios a nivel global, esto no genera un aumento de las muertes que continuaron al mismo nivel que la semana pasada, destacó la OMS.

Todas las regiones reportaron un aumento en la incidencia de casos semanales, con la excepción de África, que informó una baja del 27%, mientras que por el contrario el sudeste asiático fue la zona con un mayor crecimiento de positivos (127%).

En el caso de las Américas, se registraron en la semana un poco menos de 7,2 millones de nuevos infectados, una suba del 17% respecto a la semana anterior, con Estados Unidos por lejos a la cabeza con cerca de 4,7 millones.

Este panorama global se ve reflejado en las cifras máximas que siguen anunciando varios países.

Alemania, por ejemplo, reportó 112.323 casos de coronavirus en la última jornada, superando por primera vez desde el inicio de la pandemia la barrera de los 100.000 contagios.

En los últimos días, el país informó un aumento exponencial de los positivos, pasando de 34.000 hace dos días, a los más de 74.400 ayer y, ahora, más de 112.000.

Chile también registró 9.509 nuevos contagios en la última jornada, la cifra diaria más alta en lo que va desde el inicio de la emergencia sanitaria, informó hoy el Ministerio de Salud.

En la misma situación, Israel confirmó 71.593 infecciones en el último día, lo que también supone un nuevo máximo histórico en medio del repunte de las cifras atribuido en parte a la propagación de la variante Ómicron.

Otra vez en Europa, también hubo récords diarios en Hungría con 14.890 casos, el doble que lo informado ayer, y en República Checa, donde se registraron 28.469 positivos, un 40% más que el día anterior.

Frente a este panorama, los Gobiernos continúan decretando medidas de prevención y contención.

En Estados Unidos, el presidente Joe Biden anunciará que el Ejecutivo proporcionará de forma gratuita a los ciudadanos 400 millones de mascarillas del tipo N95 en varias localidades del país.

Ayer, la Casa Blanca abrió la página web para que los ciudadanos soliciten el envío de un máximo de cuatro pruebas de antígenos gratuitas por hogar, pese a que la semana pasada habían anunciado que serían ocho test rápidos al mes por persona.

Por su parte, Japón aprobó hoy nuevas restricciones sanitarias para gran parte del país, incluyendo a Tokio, para contener el brote impulsado por la variante Ómicron.

Las restricciones en 13 regiones, dirigidas especialmente a sitios nocturnos, son bastante menos estrictas que un confinamiento y estarán vigentes desde el viernes hasta mediados de febrero.

Quito, por otro lado, sí fue más estricto al declarar en las últimas horas el alerta roja, lo que supone limitación de aforos en transportes públicos de la capital ecuatoriana, clases virtuales en centros educativos municipales e impulsar la vacunación de los docentes y estudiantes, entre otras medidas.

Por el contrario, el primer ministro británico Boris Johnson anunció que la próxima semana pondrá fin a las principales restricciones anticovid impuestas para combatir la variante Ómicron, y en marzo terminará el aislamiento para los casos positivos. De esta forma, en Inglaterra podrán regresar a las oficinas

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Internacionales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...